Carlos Martín. LQSomos. Marzo 2017

Este día internacional por la igualdad social, dejó tras de sí un apagón informativo en buena parte de los medios oficiales. Agustín Millán hizo una valoración en el Diario16 sobre la posición irrisoria que ocupaba la noticia en los diarios generalistas, los llamados medios importantes, al día siguiente. El lugar de la noticia es una estrategia comunicativa que determina la importancia, por el contrario, la omisión supone el mayor descrédito informativo. Si señalamos el significado, más las circunstancias informativas totalmente valorizables de este día, se deduce que la estructura patriarcal que sustenta los grandes medios hizo lo que mejor sabe hacer. Más allá de puntualizar las cifras de asistencia, la participación en las convocatorias superó con creces las expectativas mediáticas, lo cual alertó a la mesura de los que dosifican la información dando cuenta de su escasa repercusión al día siguiente.

Tuve la misma impresión de vació informativo que mi colega. La mosca me rondaba la oreja, más cuando hice varias publicaciones sobre el tema y comprobé en primera persona que el seguimiento en ciertas editoriales era exiguo. Con la llegada del amanecer la orgía social que quería ser visible, fue entendida al contrario por las televisiones y atalayas informativas; coincidiendo con la Champions League y otros acontecimientos, dejó de tener repercusión casi instantáneamente, aun con los matices que multiplicaron el valor de la noticia. Tampoco creo que a priori los noticiarios deportivos tengan que pisar otro tipo de noticiarios, sino que van por libre y redundan por interés al igual que el resto. Sin embargo, lo malo es cuando sí van en detrimento de otras audiencias y cercenan la capacidad de información relegando a meras connotaciones las noticias de importancia social. No obstante, tampoco nos tendría que sorprender tanto, prefieren vernos entretenidos y desfogando con los temas ligeros que con las pilas puestas y críticos.

En consecuencia, en esta dinámica comunicativa rige la norma que determina lo que es noticia y lo que no lo es, es solo cuestión programática y mediática. Así pues, podría pasar desapercibido un cataclismo, mientras que unos paletos con un autobús naranja pasado un mes no dejan de ser noticia. En el lote de la información vendible, también conocido como pool de la información se pasan la bola unos a otros de lo que es apto para su comercialización y de este modo fabrican las mismas noticias aun con distintos enfoques. Lo demás no es noticia y no existe, ahí radica el poder de la comunicación.

En ese devenir mediático que no termina de ser noticia, el mismo 8 de marzo fueron puestos en libertad dos personas que chuparon celda debido sobre todo a la presión mediática. La intervención judicial se establece en un momento de desviación de la misma, cuando las miradas están puestas en un día señalado, pasando de puntillas lo que ya no interesa o es insostenible mantener. Nahuel, acusado de terrorismo por absurdas acusaciones, sale en libertad provisional por la puerta de atrás después de llevar año y medio en prisión. Es evidente que la justicia no dejaría a un terrorista suelto y teniendo en cuenta como las gasta la jueza Carmen Lamela, parece indicar la total inconsistencia del caso. El mismo día, Alejandro E.S que resultó preso a raíz de la famosa agresión televisada obtiene parejos resultados; El acusado de participar en la paliza a Lucia G., conocida neozazi de Murcia, es puesto en libertad provisional. Desautorizada la beatificación que se hizo de esta chica en los medios, se hace incomodo mantener una postura victimista, y parece más conveniente aplicar una justicia más distante de algo que se les escapa de las manos. Sorprendentemente la neonazi y su banda también fueron grabados días después dando una paliza en venganza, aunque no se le ha dado el mismo revuelo mediático que la anterior vez. Por su implicación en esta y en más agresiones Lucia termina detenida el 16 de Marzo estando en busca y captura desde hacía tres semanas. No obstante es puesta en libertad al día siguiente por el juzgado de guardia. Hay que decir que Lucía la neonazi es de una familia influyente murciana.

Que la justicia es igual para todos y que hay separación de poderes, algo tan tercamente metido en nuestras molleras desde la infancia, no es del todo cierto, pero de alguna manera ya lo sabemos. Además el gobierno tiene todo un ministerio para incidir con vocales puestos a dedos, fiscales jefes y todo un aparato del funcionariado judicial que se encarga de que haya pocas casualidades en los juicios políticos. Sin embargo en este artículo trato de considerar el aspecto informativo y mediático en connivencia con el poder, evidentemente también con la justicia. A estas alturas de la tecnología informativa quedan pocos flecos a la rienda suelta en según qué casos. No es casual que nos hagan comer mientras vemos masacres y muertos, ni tampoco que las noticias del alarmismo redunden, mientras se difunde imágenes de terrorismo ininterrumpidamente, no reparando en la cuestión de a quién beneficia el miedo y porqué. Del mismo modo que nos dan las noticas sesgadas, contradictorias y supeditadas al titeretismo, a la par que pretender reducir el sentido crítico cuando de repente algo deja de ser noticia sin una explicación aparente.

El Gran Hermano, si no lo conocen léanlo o vean la película 1984 de Orwell, es la pantalla que todo lo ve; Un verdadero ojo de Sauron a la altura de los demás poderes. A estas alturas ya no importa lo que pueda existir, sino lo que te hagan creer, tampoco importa lo que exista sino lo que produzcan para ti. La información es poder, así que cuando tengas la sensación de que en la parrilla de informativos se repiten demasiado es que alguien o algo está detrás y cuando una noticia se hace eterna es que nos quieren inculcar. Igualmente, seremos testigos de la manía persecutoria a bloggeros y a comunicadores, cuando se atengan a incomodar al stablishment mediante las cada vez menos intangibles redes sociales y plataformas periodísticas digitales. Se aplicaran leyes mordazas introduciéndose como troll’s expiatorios en la comunidad internauta para controlar y amedrentar la voluntad informativa.

De este modo vivimos sujetos a su voluntad y sabemos más bien lo que quieren que sepamos.

Matrix es control.

Otras notas del autor

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2017/04/Matrix-control-LQSomos.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2017/04/Matrix-control-LQSomos-150x150.jpgLQSomosCarlos MartínLos Otros y YoY nosotras ¿Qué?Derecho a la información,día del apagón mediático,Libertad de comunicación,Mass mediaCarlos Martín. LQSomos. Marzo 2017 Este día internacional por la igualdad social, dejó tras de sí un apagón informativo en buena parte de los medios oficiales. Agustín Millán hizo una valoración en el Diario16 sobre la posición irrisoria que ocupaba la noticia en los diarios generalistas, los llamados medios importantes,...Cultura Libre, Comunicación Libre