Iñaki Alrui*. LQS. Junio 2018

Difícil expresar todo lo que le pasa a un humilde aspirante a cronista por la cabeza después de haber pasado un 16 de junio en Iruña… Preguntas, reflexiones, encuentros, palabras compartidas, muchas emociones unidas en tropel que piden tiempo para poderse asimilar. Difícil hacer un relato sucinto con tantos sentimientos.

Intento…

Por las calles de Iruña hay olor a sanfermines. Carteles de anuncios y ofertas lo delatan. Menos de tres semanas y sonará el “chupinazo” que transforma la ciudad.
Es sábado 16, primavera radiante en Navarra, con los campos de la Ribera llenos de amapolas, e Iruña llena de balcones con esplendorosos geranios floreados, aire fresco, alguna nube, y gente, muchas gentes por las calles.

El casco viejo bulle de actividad, charlas, encuentros, abrazos, poteo, danzas, banderas, músicas, ir y venir constante, gente, muchas gentes.

Plaza Consistorial, fotos obligadas ante la fachada impactante, del barroco al rococó. La zona de Navarrería hierve. Rincón de resistencia ayer, hoy y mañana, calles de encuentro y discusiones, de debate y acción. Los más jóvenes ocupan las aceras y la calle en sí. Camisetas para no ser indiferente, pegatinas y pancartas de solidaridad, carteles de libertad, gentío, gente, muchas gentes.

Manifestazioa

Tod@s parece que vamos a un mismo sitio, a un mismo fin. Somos una riada humana. No hay posibilidad de pérdida o despiste. El camino lo marcan miles de personas. Una misma dirección. Cada vez que pasas una calle, un semáforo, una plaza, la cifra sube. Imposible llegar a la hora al punto de partida. Todo lleno, todo ocupado. Esto ya es una manifestación mucho antes de haber empezado la manifestación.

Emoción, mucha, empatías, solidaridades, calor humano por el que te sientes arropado para las pequeñas o grandes batallas que te planteas en tu día a día. Quieres expresar tu solidaridad individual y ves que a derecha e izquierda, a tu lado, contigo, delante y detrás, hay miles como tú. Eso te trasforma. Ya no eres el mismo. Ahora te sientes formando parte de un movimiento de rebeldía civil y continúas avanzando codo a codo con miles de disidentes como tú que gritan JUSTICIA.

Somos much@s, imposible de calcular, pero te da igual la cifra, lo llenamos todo y marchamos. Sube la cabecera “No es Justicia. #Altsasukoakaske”, madres, padres, familiares, que avanzan a duras penas entre una multitud que no para de aplaudirles, de animarles. Voces, pasión y más de una lágrima con el vello de punta. JUSTICIA.

Tantas esteladas como ikurriñas o estandartes de Navarra. Catalunya está muy presente. Su lucha por la libertad de decidir ha conseguido destapar las miserias ocultas de esta mal llamada “democracia” y anima también al despertar en muchos otros puntos del estado que hoy están aquí. “La solidaridad es la ternura de los pueblos”, por eso marchamos tod@s: por solidaridad y por JUSTICIA.

Encuentros

Como siempre ocurre en momentos así, jalonamos nuestro ir y venir con saludos y tomamos o retomamos relaciones, viejas o nuevas. Un gustazo estar con gentes de Gure Esku Dago, que han creado una dinámica para Euskal Herria de la que queremos aprender, tremendamente pedagógicos y con herramientas siempre útiles.
Volver a ver a Sabino Cuadra, compartir con él los metros finales de la marcha e intercambiar los “¿qué haces?”, “estamos haciendo…” ¡Incombustible Sabino!
Tropiezo fugaz, pero muy placentero, con compas de Catalunya: Virginia, Felipón y nuestra compañera en LQS Lilith Rojo. Besos, abrazos, seguir, continuar.
Saludar a los familiares de los jóvenes de Altsasu, en un día de tanta emoción. Tan elocuentes las palabras, las miradas y los silencios. Recordar con Edurne Goicoetxea (1) el acto por la Libertades que hicimos en Madrid.

“Altsasukoak, askatu” (“Los de Altsasu, libres”)

Es el final de esta etapa, la de hoy, la que nos llama a seguir en este camino. Hemos llegado a la nueva Plaza de la Libertad, antaño de horrible nombre.
El bertsolari Jon Maia lanza una seguidilla, detrás vendrá una jota:

“Siete jóvenes de Altsasu
condenados sin razón.
Hasta cuando aguantaremos
esta injusta situación”.

También está presente con su música “El Drogas” y, después, palabras, cartas, relatos, llamadas a la libertad, voces de familiares con dolor contenido, con emoción desbordada, ideas y fuerzas para continuar, para seguir (2).

Cantan en directo ‘Aurrera Altsasu’ interpretada por Esti, Mikel Markez, Jon Maia y ‘el Drogas’, y l@s que estamos aquí nos sentimos más libres, y nos queremos libres, como exigimos para Adur, Ainara, Aratz, Iñaki, Jokin, Jon, Julem y Oihan.
Una inmensa pancarta desde el escenario nos dice “eskerrik asko”… Gracias a vosotr@s nos dais mucho, seguimos.

#Altsasu #Alsasua #AltsasukoakASKE #Iruña #Pamplona
Altsasu Gurasoak. Queremos JUSTICIA!
Notas:
1.- ¡No callarem! ¡No callaremos!
2.- 16-J: Declaración de familiares de los jóvenes de Altsasu

Más artículos del autor
* Miembro de la Asamblea de Redacción de LQSomos
En Twitter: @IkaiAlo

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2018/06/Altsasu-jun-18-Iruña-Lqsomos-1024x768.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2018/06/Altsasu-jun-18-Iruña-Lqsomos-150x150.jpgLQSomosDemocraciaIñaki Alruicaso ilícito,Derechos humanos,Guardia Civil,Iruña,jóvenes de Altsasu,Justicia Universal,Montaje políticoIñaki Alrui*. LQS. Junio 2018 Difícil expresar todo lo que le pasa a un humilde aspirante a cronista por la cabeza después de haber pasado un 16 de junio en Iruña... Preguntas, reflexiones, encuentros, palabras compartidas, muchas emociones unidas en tropel que piden tiempo para poderse asimilar. Difícil hacer un...Cultura Libre, Comunicación Libre