Luis Puicercús “Putxi* LQSomos. Enero 2018

El 12 de diciembre de 1975, cuando todavía estaban saliendo de las cárceles algunos de los presos políticos afectados por el indulto concedido tras la muerte del dictador, fue detenido José Manuel García Benito, de 21 años de edad y miembro del FRAP. ¿Su único delito? ser militante del FRAP.
José Manuel tuvo el dudoso privilegio de ser el primer detenido por la monarquía juancarlista, heredera directa del franquismo… sin Franco. El Régimen seguía combatiendo sin cesar a las organizaciones que luchaban más consecuentemente contra la dictadura.
Sin ninguna acusación específica, nuestro compañero fue salvajemente torturado en las dependencias de la siniestra Brigada Político Social en la DGS de la Puerta del Sol. Torturas que le dejaron graves secuelas. Este es su testimonio.

LoQueSomos.- ¿Por qué te metiste en actividades antifranquistas?

José Manuel García Benito.– En una parroquia del barrio de Usera donde vivía, conocí a gente antifranquista de diferentes fuerzas políticas (PCE y FRAP principalmente) donde asistí a sus charlas y cursillos. Algunos de ellos fueron detenidos en el Primero de Mayo y eso despertó de alguna manera mi conciencia antifranquista. Una conciencia contra la dictadura militar fascista y también una gran sensibilización por las detenciones de vecinos del barrio. Empecé a participar en actividades diversas de la lucha contra la dictadura: saltos de tipo comando, reparto de octavillas, pintadas… Fue allí donde conocí a un militante del FRAP que me hablaba del programa de la organización y de la lucha que llevaban a cabo. Ese mismo año 1972 ambos entramos en la Universidad, en la Facultad de Ciencias Biológicas. Fue entonces cuando me organicé en la FUDE (Federación Universitaria Democrática Española), que era la organización del FRAP en la Universidad con el fin de desarrollar una actividad política antifranquista. Además me gustaba el compañerismo los buenos momentos que he pasado en la FUDE participando y organizando movilizaciones, huelgas, confeccionando y pegando carteles y haciendo manifestaciones contra la dictadura. En la FUDE estuve militando hasta mi detención.

LoQueSomos.- ¿Cuáles fueron los mejores momentos de tu vida como activista? ¿Y los peores?

JMGB.– Disfrutaba cuando me juntaba con los otros compañeros y compañeras para confeccionar carteles, elaborar y tirar propaganda, apoyar movilizaciones en otras Facultades, etc. Éramos muy activos y combativos. Pero sin duda el mejor momento fue cuando colocamos una enorme bandera republicana que habíamos confeccionado y la colocamos en la fachada del piso 12 de la Facultad para que se viera desde muy lejos… y así fue hasta que miembros de la Brigada Político Social (“sociales”) acudieron a retirarla. Fue una acción de la que me sentí muy orgulloso por mi conciencia política e ideológica siempre republicana y que a estas alturas sigue siendo democrática, republicana y antifascista. Siempre he sentido un profundo odio hacia el nazi-fascismo.
El peor momento de mi vida militante tuvo lugar cuando me enteré de los fusilamientos del 27 de septiembre del 75. Fue algo que me afectó especialmente, aunque en aquel momento había dejado de militar en el FRAP porque no entendía algunas cosas y estaba en desacuerdo con lo que se estaba haciendo. Pero fue tal la indignación que me produjo el asesinato de los cinco compañeros que hizo que me incorporase de nuevo a la FUDE. Estaba convencido que había que seguir luchando a pesar de la enorme represión que asolaba el país.

LoQueSomos.- Una curiosidad… Fuiste detenido el 12 de diciembre, cuando Franco ya no existía y el rey Juan Carlos era el nuevo Jefe de Estado. Tuviste el dudoso honor de ser uno de los primeros miembros del FRAP en ser detenidos por la monarquía…

JMGB.– Es cierto que en esas fechas Franco ya no existía, por lo tanto mi detención, torturas y encarcelamiento tuvo lugar con Juan Carlos I como monarca de la siniestra dictadura que él heredó y regentaba… y que seguía luchando contra el FRAP.

LoQueSomos.- En 1975 fuiste detenido y torturado en las siniestras dependencias de la Dirección General de Seguridad en la Puerta del Sol, ¿cuál fue el peor momento de los interrogatorios? ¿Qué piensas de las acusaciones que formularon en tu contra?

JMGB.– Los momentos de tortura física y psicológica y pensar en mi familia, que desconocían mis actividades en la Universidad fueron muy difíciles. Pero fueron peores las amenazas por parte de los miembros de la BPS que me interrogaban de traer a mis padres y torturarlos delante de mí. En los cinco días que estuve en la DGS nunca pasé al calabozo y siempre estuve en dependencias de la Brigada Central de Investigación Social, donde fui salvajemente torturado y me dejaron en un estado tan lamentable que casi me cuesta la vida.
De ahí me llevaron inconsciente al Hospital Penitenciario de Carabanchel. A pesar de que estaba incomunicado y ni mi familia ni mi abogado me pudieron visitar durante los 40 días que allí estuve ingresado, los médicos y presos comunes que trabajaban allí se portaron muy bien conmigo y me aliviaron los tremendos dolores que tenía. Las acusaciones que me hicieron, a excepción de mi militancia en el FRAP, eran total y absolutamente falsas y mentiras, de una gravedad extrema que no podía creérselas nadie. Era el terror puro y duro en su máxima expresión a pesar que Franco ya había muerto y le había sucedido Juan Carlos I. Al final la jurisdicción militar acabó sobreseyendo el procedimiento sumarísimo. Yo no salí por ninguna amnistía, salí simplemente sobreseído de las falsas acusaciones que se me hicieron por la Brigada Central de Investigación Social. A otros compañeros y compañeras no les pasó lo mismo. Así eran las cosas entonces.

LoQueSomos.- Fuiste salvajemente torturado… ¿reconociste a cualquiera de los torturadores? ¿Denunciaste aquellas torturas?

JMGB.- Reconocí a Billy el Niño que estaba por ahí, aunque él no participó directamente en las torturas. El que sí participó fue el comisario Conesa, que me daba patadas en las espinillas cuando todavía podía tenerme en pie. Al resto de policías torturadores no los reconocí aunque fueron los más monstruosos con las torturas físicas y psíquicas. Un momento especialmente angustioso fue cuando uno de los sociales me puso una pistola en la sien y pensé que me disparaba sin más. Podían haberlo hecho, por supuesto. Por lo demás, sus golpes se centraron en mis riñones y en mis pies… estuvieron horas golpeándome. Se turnaban…

LoQueSomos.- Fuiste a parar a la Sexta Galería de Carabanchel, ¿cuáles fueron tus mejores momentos en la cárcel? ¿Y los peores?

JMGB.- El 26 de Enero del 76 me trasladaron, ya recuperado, a la cárcel de Carabanchel en la que permanecí 9 meses más, hasta el 10 de octubre de 1976. ¿Los mejores momentos? Por supuesto estar y conocer a muchos miembros del FRAP que me parecían admirables como luchadores antifascistas y personas y con los que pasé muy buenos momentos durante mi período carcelario… Pablo, Manolo, Julio, Fernando, Vladimiro…
¿Los peores momentos? Las tres ocasiones en que fueron a interrogarme a la misma cárcel, en los locutorios de abogados, dos oficiales (capitanes) del Ejército de Tierra; iban de la Capitanía de la Primera Región Militar y vestidos con sus uniformes… realmente imponían miedo. Me presentaron para que firmase unos papeles con mentiras y falsas acusaciones para seguir con un proceso sumarísimo hasta el final… Nunca firmé nada. Me sentí rehén de las decisiones de semejantes monstruos a quienes no les importaba lo más mínimo mi vida. Pensar en el enorme dolor y preocupación de mi familia, de mi padre y madre, que no se podían creer ni entender lo que me estaba ocurriendo fue otro de los momentos peores de mi estancia en la cárcel.

LoQueSomos.- Luchar a pecho descubierto y abiertamente contra el franquismo, ¿fue un sueño utópico de aquellos jóvenes militantes o un proyecto importante de conquista política?

JMGB.- Bueno, fue un proyecto político muy importante en la lucha antifranquista. Fue una lucha extremadamente dura y cruel contra la oposición antifranquista, especialmente contra el FRAP. Muchos y buenos antifascistas pagaron con detenciones, tortura y cárcel por aquella consecuente lucha… en algunos casos, hasta con la vida. Pero sin el enorme sacrificio de todos ellos y ellas la democracia actual no existiría.
¿Nuestra lucha fue un sueño utópico? Mira Putxi, desde hace años tengo en mi mente una frase que vi en una película cubana y que nunca he olvidado: CREEMOS EN LOS SUEÑOS… hagamos lo imposible.

LoQueSomos.- Durante la mal llamada Transición de los demócratas “de toda la vida”, la mayoría de los políticos en el Poder establecidos en las instituciones, se vanaglorian de haber luchado contra el franquismo (“corríamos delante de los grises, jajaja”) y por la democracia… ¿qué piensas de esa gente?

JMGB.– Yo he conocido a muchos de ellos en aquellos años. Y ahora, al juzgarlo fríamente me parece que tienen la responsabilidad que no haya una verdadera democracia, libertad y justicia plena en nuestro país. Al ver a algunos de ellos cómo se ponen del lado de esta derecha mentirosa, ladrona, corrupta y salvaje no se puede entender.

LoQueSomos.- Se sigue hablando de la Transición “modélica”, en la que no se cambió ninguna institución del Estado… ¿Esperas algo de la justicia española?

JMGB.- Cuando has conocido y padecido las instituciones judiciales civiles: jueces del TOP, funcionarios de cárceles (salvo honrosas excepciones) y militares como yo los he conocido, sinceramente no espero nada… nada bueno… nada justo. El Estado sigue siendo el mismo a pesar de que su modernización y medios de todo tipo han aumentado extraordinariamente. Sigue estando en manos de los de siempre y manipulado por una derecha tan genética y psíquicamente tan antidemocrática y reaccionaria que hace preciso más determinación y nada de componendas por parte de todos los demócratas y antifascistas españoles, europeos y mundiales.

LoQueSomos.- ¿Qué piensas de la impunidad del franquismo, dónde nadie será juzgado por los crímenes cometidos? ¿Qué opinas de la Querella Argentina?

JMGB.- ES UNA BATALLA IRRENUNCIABLE. Es la primera y principal batalla que tenemos que ganar dentro del objetivo de alcanzar una República democrática en nuestro país. Mucha gente se ha querellado contra esa impunidad formando parte de la Querella Argentina… No se puede entender que no se juzgue y condene a los responsables de tanta sangrienta calamidad para tanta gente y sus familias. Mientras eso no se haga nunca habrá una segura y auténtica democracia en España. La Querella Argentina me parece muy bien y actualmente es casi el único medio de que disponemos para recibir algo de justicia y luchar contra la impunidad de la que están disfrutando policías, jueces, políticos y torturadores. Es un buen ejemplo de cómo algunos países supuestamente menos modernos afrontan con valentía para que no exista impunidad tanto en sus países como en el nuestro. Es un ejemplo que debieran seguir otros países e instituciones: ONU, Europa, etc.

LoQueSomos.- En resumen, ¿cuál es el balance de tu militancia?

JMGB.– Luchar contra el nazifascismo, por la libertad y por la justicia ha sido de lo más importante que he llevado a cabo en mi vida.

LoQueSomos.- Y para terminar, una pregunta recurrente, ¿volverías a hacerlo?

JMGB.- Sin lugar a dudas, pero sin los mismos errores que cometí. Ahora sería mucho más determinado y valiente, sin duda. Ideológicamente soy más fuerte que antes. Tan solo que físicamente me siento menos fuerte para afrontar una tarea tan dura y peligrosa. Pero todos tenemos nuestro sitio y eso es lo más importante.

Salud y República.

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2018/01/14-abril-78-FRAP-loquesomos.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2018/01/14-abril-78-FRAP-loquesomos-150x150.jpgLQSomosDiálogos con...Historia (s)Luis Puicercús "Putxi"Redacción LQSomosFRAP,FUDE,José Manuel García Benito,Justicia,Lucha antifranquista,PCE (m-l),Reparación,VerdadLuis Puicercús “Putxi* LQSomos. Enero 2018 El 12 de diciembre de 1975, cuando todavía estaban saliendo de las cárceles algunos de los presos políticos afectados por el indulto concedido tras la muerte del dictador, fue detenido José Manuel García Benito, de 21 años de edad y miembro del FRAP. ¿Su...Cultura Libre, Comunicación Libre