El Financiero de El Garaje. LQS. Septiembre 2018

Los grandes son cada vez más grandes y se están comiendo todo. Amazon incluso amenaza con acabar con el sistema bancario clásico, ya que, de hecho, se ha convertido, además, en un banco y lleva otorgados más de 3 mil millones de euros en créditos a particulares y empresas

Esa es la cuestión. En diez años el mundo ha cambiado.

Para evitar el colapso del sistema, en 2008 el mundo se lanzó a una enloquecida carrera de endeudamiento. Hoy los niveles de burbuja superan ampliamente a los de 2000 (crisis de las punto com) y 2008 (burbuja inmobiliaria).

¿Protagonistas? Los Bancos Centrales. No les vamos a aburrir con datos, ya hemos escrito muchas notas sobre ese tema. Uno solo basta para ilustrar la situación: El Banco Central Europeo (BCE), tiene activos (ha comprado deuda) por el equivalente al 43% del PIB de la zona euro, unos cuatro billones de euros.

¿Insostenible? Pues sí. La burbuja acabará estallando y cuando lo haga, las consecuencias serán devastadoras.

¿Cuándo? Imposible saberlo. Se habla ya de una recesión y caída de la bolsa USA para 2020. Muchos las esperábamos antes. Bill Gross, por ejemplo, gestor reputado del mayor fondo de inversión en bonos, lleva apostando a la baja en el Bund (Bonos alemanes) desde 2015. Bill Gross tiene razón, pero ha calculado mal el poder de los Bancos Centrales. Cuando los tipos suban y los bonos bajen Bill Gross ganará mucho dinero… si es que puede aguantar su apuesta hasta entonces. (Si les interesa el tema, vean o vuelvan a ver la película “La Gran Apuesta”, cambien “burbuja inmobiliaria de las subprime” por “megaburbuja de la deuda” y ahí lo tienen).

Los Bancos Centrales intentan gestionar el cambio (subida de tipos) que viene, para evitar turbulencias ¿Cómo se posicionan esos Bancos Centrales en este preciso momento? Así:

Veremos qué es lo que consiguen. Si se salen con la suya o si las turbulencias se adueñan de la situación.

Mientras, los mercados USA aguantan (de hecho están en máximos históricos) gracias a la explosión de tecnología representada por las FAANG y asimilados, además de otros factores (como la rebaja fiscal de Trump)

Las FAANG son Facebook, Apple, en competición con Amazon por la mayor capitalización en bolsa (Amazón vale 260 mil millones de dólares más que todo el Ibex 35 junto), Netflix y Google. Los que hubiesen comprado acciones de estas compañías en estos años habrían ganado una fortuna.

Los grandes son cada vez más grandes y se están comiendo todo. Amazon incluso amenaza con acabar con el sistema bancario clásico, ya que, de hecho, se ha convertido, además, en un banco y lleva otorgados más de 3 mil millones de euros en créditos a particulares y empresas.

Hablando de tecnología, el fracking (en el que casi nadie creía) ha cambiado el mundo del gas y el petróleo. Estados Unidos no solo se ha convertido en el primer productor mundial de petróleo, sino que tiene reservas de energía para cien años.

Siempre la tecnología (con una brecha en aumento). Instrumento de dominio del mundo, pero también portadora de grandes esperanzas. Si se deciden a comercializarlo, el filtro de grafeno, por ejemplo, cambiará el mundo, permitiendo el acceso al agua potable a miles de millones de personas en África, Asia y América, sin contar con las posibilidades de mejora en los sistemas de irrigación en el mundo desarrollado.

Más allá de las FAANG, otras grandes entidades han aparecido. Airbnb, por ejemplo no solo se está haciendo con el turismo mundial, sino que está rediseñando las ciudades.

El futuro es incierto. En Estados Unidos se ha abandonado, por ahora, la política de guerra y “caos controlado” que buscaba destruir todos los estados que no formaban parte de la globalización, (Bush, Obama y Clinton). Así, Trump ha acabado con el ISIS y por ahora no se registran atentados importantes en el mundo occidental. Veremos si la “opción de los negocios”, con guerra comercial o sin ella, se impone o si los USA vuelven a su nivel anterior de agresividad.

España también ha cambiado radicalmente. Cualquier análisis de clases realizado hace diez años no sería válido hoy, por la sencilla razón de que España ha cambiado de dueños. España estaba en venta y se ha vendido. Los nuevos dueños son los grandes fondos de inversión que controlan bancos, sector inmobiliario y cualquier otro sector importante. A los nuevos amos, el tema de la unidad política de España les trae sin cuidado, y ahí es donde se inscribe la situación en Cataluña. La España antigua, la de hace diez años (no de hace cuarenta, sino diez), no le interesa a nadie y cambiará (será cambiada) porque el “Estado de las Autonomías” no solo es insostenible sino que va en contra de los intereses de multinacionales y fondos de inversión.

No es propósito de esta rápida nota hablar de política. Pero, si tienen la paciencia (mucha) necesaria para analizar las “propuestas” de los políticos, comprobarán que se refieren, sin excepción, a una España (y a un mundo) que sencillamente no existe. Puede que sea para manipular y mantener sus privilegios, o simplemente por ignorancia y desconocimiento de cómo funciona realmente el mundo, o las dos cosas…En cualquier caso es fácil imaginar el éxito (nulo) que van a tener.

Quizás, la única excepción, con todas sus contradicciones, se encuentre en Cataluña, que, posiblemente, cierre la página de un Estado español obsoleto.

Más artículos del autor

Síguenos en Facebook: LoQueSomos Twitter@LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2013/01/ago125.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2013/01/ago125.jpgLQSomosDemocraciaEconomía yEl Financiero de El GarajeFast (good) food10 años de Crisis,10 años de Estafa,Diez años de Lehman,El mundo ha cambiado,Lehman Brothers,Puestos de trabajos perdidos,sueldos estancadosEl Financiero de El Garaje. LQS. Septiembre 2018 Los grandes son cada vez más grandes y se están comiendo todo. Amazon incluso amenaza con acabar con el sistema bancario clásico, ya que, de hecho, se ha convertido, además, en un banco y lleva otorgados más de 3 mil millones de...Cultura Libre, Comunicación Libre