El bebé CRISPR, la cosa moral y la mistela

Joan Martí*. LQS. Julio 2019

En un fascinante libro de Wagensberg en edición de 1994,se epigrafía el problema central de la epistemología de la ciencia de ayer de hoy y de siempre: “¿Sabemos siquiera lo que deseamos querer saber?”

¿Las leyes del universo permiten crearlo o editarlo?

Ya hace años que apareció en la cosa de la genética de embriones el proyecto CRISPR. Y en ello andaban los chinos, norteamericanos y británicos y a ello acaban de sumarse los rusos, según se contaba hace unos días en Nature (1). Y ahí que Denis Rebrikov (2), el biólogo molecular, afirma que están considerando implantar embriones “editados”, o sea, simple fabricación pret à porter de seres humanos. Lo que desde siempre se hizo por placer, a veces puro vicio, y otras por motivos económicos o emocionales, incluso disimulando que sólo era vicio, hoy se hace por curiosidad, investigación o para una eventual mejora de la especie, a la que desde luego falta le hace.

Si bien el proyecto CRISPR es la realidad actual de la investigación científica, ya puede intuirse la realidad también dentro de unos años con sólo entrar en Mediamarkt y ver como a la izquierda te recibe una impresora 3D que está fabricando un pequeño león de plástico y puede hacerte otros figuras de acuerdo con el proyecto introducido en la aplicación de su software. El trasto vale 215€ o así y usa un hilo de plástico con el que lentamente va construyendo la tridimensión. Obvio es decir que el león ni ruge ni te saluda ni mueve la cola, -en compensación tampoco te insulta ni te pide dinero-, pero no es ocioso pensar que en vez de hilo de plástico la bobina podría ser de materia biológica y el modelo introducido en el sof del artefacto una oreja, un brazo (sí, también un bazo), una teta o una pierna para sustituir a esa que tenemos torcida desde el nacimiento. Y el caso es que así se está haciendo ya en otros experimentos, en un adelanto del hombre/mujer biónico/a que se nos viene encima y que ya nos muestran los documentales.

Viene la cosa a cuento del debate sobre transgenia, sucedido ayer en el Xiringuito de Pepe, o Palacio de Congresos y Exposiciones de les Marines, zona Playa de Pego, en el que una magra representación de la comunidad científica de la provincia se lanzó sus pullas, unas detrás de otras, con pretensión de resolver el tema definitivamente por los siglos de los siglos, lo que viene a ser un intento parecido al del Alcoyano CF de proclamarse campeón de la Champions League el próximo año. En fin.

En un fascinante libro de Wagensberg -otro catalán de la ciencia impresionante, como David Jou, Eduard Punset y otros de cuyo nombre no puedo acordarme- en edición de 1994, regalo por mi cumple de M., se epigrafía el problema central de la epistemología de la ciencia de ayer de hoy y de siempre: “¿Sabemos siquiera lo que deseamos querer saber?”

Evidentemente no, pero obvio es que el problema actual central es si la ciencia y la evolución humana deben estar mediatizadas en su evolución y desarrollo por consideraciones morales. Y eso, que se viene tratando al menos desde hace tres siglos, comienza a ser un cambio de paradigma evidente, tal vez ya pura aporía, visto el repetido proyecto CRISPR.

Gracias, por orden de mesa, a J., R., (yo) M., S., C., E., J. y C., por las macetas, que aún tengo que plantar, los libros y todo eso, y aún más por la compañía, las sonrisas, risas, los abrazos, besos y gritos y susurros de “falacia, falacia” que cruzaban la mesa de una punta a otra… Grande el intercambio de ideas con el entendimiento en estado de mistela, similar a cuando el helio muta de gas a plasma y se queda tan pancho, y por esas bellas imitaciones del gaitero…

Concluyendo, mató Darwin a Dios y Dawkins y Margulis intentan cantarle el Raskayud?.

Aún agnóstico, o si me apuras ateo, de momento me apunto al DI, aunque no sé que sucederá el mes que viene…

Por el debate y la empatía… hasta la victoria final!!

Notas:
1.- Russian biologist plans more CRISPR-edited babies
2.- Denis Rebrikov

Más artículos del autor
* LQSomos en Red

Síguenos en Facebook: LoQueSomos Twitter@LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario