Daniel de Cullá. LQSomos. Diciembre 2017

Recordando el libro “La Constitución del monarco-fascismo” de Rafael Bosch

El ataque de raposos a jóvenes insurgentes y rebeldes es constante y permanente, sabedores de que la raposa, cuando no halla qué comer, busca grillos, ocupándose de cosas rateras, pues tienen necesidad de perseguir a raperos, titiriteros, twiteros, blogueros, diciendo que, en su democracia, éstos viven sin provecho, y que hay que meterles en talego y tronchar sus cabecitas, por el simple hecho de ser jóvenes y bellos.

No hay más a quien odie la raposa fascista o democrática que a la Juventud que se siente libre, rebelde, y canta, por el hecho de ser jóvenes, dándose, los raposos, las buenas pascuas, o noches, entre ellos, cuando, los jóvenes metidos en jaulas, los raposos cantan: “que los raposos y los zorros vamos a grillos, los curas a cardillos y el pueblo sumiso que se pregunta a cómo andamos de mes, que se joda” es que esto no tiene vuelta de hoja, y los lobos con cabeza de corderos, salidos de bancadas, vienen echando suertes a ver a cual joven, que no lleve la cruz gamada, le toca.

Los raposos, los zorros y los lobos con careto de corderos, les tienen ganas, pues ganan mucho con el oficio y, cuando ven a jóvenes pasar por su puerta, toman sus herramientas con deseos de amolar, deseando arrastrar a las chicas de las tetas, como muchas veces han hecho, y se ha visto con las Femen y Riot; y a los chicos de los huevos, como tantas veces han hecho, mientras sus perros olfateadores y sus perritos de los porros despiertan en sus camas.

Cuando el joven o la joven les dicen:

-No les temo a ustedes, ni al trujillano juez, ni al carcelero de los hierros, tan sólo me duelen el dolor y daño que hacen a mis padres y familia con su sonrisa con dientes como puntas de navajas y el desprecio constante que hacéis a la Libertad y el Libre Pensamiento, además de que, cuando nos habláis de Justicia, siempre nos salís con la misma cantinela:

-Fiaos de jueces prietos, condecorados con muchas cruces al mérito; chocaréis con el diablo del Gobierno. Cuando estéis en el Talego, no hallaréis quien os de la boleta, aunque tengáis el deseo de volver al redil, donde os marquen la cruz gamada en la punta del capullo, y de que os confiese y absuelva aquel padre Baena, ese estúpido pedófilo que absolvía con facilidad y sin escrúpulo, como un Pontífice, en la cárcel de Carabanchel, sin ayudar en nada.

-Además, allí en el Talego, probaréis del manjar que comen la gente de alta alcurnia y los barones: gato fascista por liebre democrática. Cosa rica y curiosa, bien adobada por raposos, que llevan una cruz gamada que bien les luce, como anillo o argolla de oro en nariz de puerco o puerca.

Qué pena da el ver a los raposos mandamases y a sus guardianes, alegrarse y celebrar el “a por ellos” de sus bandas sacro fachas, que van y vienen hozando calles y sembrados, saltando arroyuelos destruyendo placas recordatorias de asesinados republicanos en cunetas y loberas, y cantando, como cantan represores y tiranos:

-Jóvenes rebeldes, insurgentes, queremos vuestra pellica para hacernos una zamarra de fascismo o democracia.

#LIBERTADLAINSURGENCIA
Otras notas del autor

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2011/11/relato3.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2011/11/relato3.jpgLQSomosDaniel de CullaRelato corto#LIBERTADLAINSURGENCIA,gato fascista,Jóvenes rebeldes,La Constitución del monarco-fascismo,liebre democráticaDaniel de Cullá. LQSomos. Diciembre 2017 Recordando el libro “La Constitución del monarco-fascismo” de Rafael Bosch El ataque de raposos a jóvenes insurgentes y rebeldes es constante y permanente, sabedores de que la raposa, cuando no halla qué comer, busca grillos, ocupándose de cosas rateras, pues tienen necesidad de perseguir a...Cultura Libre, Comunicación Libre