Korrika Txulapoa: Madrid la ciudad que NO acoge

Por Iñaki Alrui. LQSomos.

El Madrid de acogida, cosmopolita y abierto que se narra en folletos turísticos y seriales mediáticos cada día que pasa desaparece un poco más. La poca vida fraternal madrileña se esconde en algunos barrios, pero cada vez más hacia la periferia, en la gran urbe que es el centro de la ciudad solo quedan algunas personas resistentes (muy rebeldes, eso si) rodeadas de especuladores y usureros. La ciudad se convierte paso a paso en un falso escaparate, un vulgar sitio de compra-venta, de alocado consumo. La ciudad pierde las esencias de la historia, de la cultura, de la vecindad, para ser un espacio de libertad en la medida del dinero que estés dispuesto a gastar.

Lo ultimo es lo de la Korrika 22, permítanme que explique…

¿Qué es la Korrika?

La Korrika (corriendo) es una marcha reivindicativa en apoyo al euskera que se realiza a lo largo y ancho de Euskal Herria. Son diez días lo que dura el recorrido, unos 2.300 kilómetros por 205 localidades vasco-navarras (y 50 ciudades por todo el mundo). La primera Korrika se realizó en 1980. Una de las peculiaridades de esta marcha es que no para por la noche. Desde que sale hasta el final, el testigo (con un mensaje guardado, que no se lee hasta el ultimo día) va pasando de mano en mano y pueblo por pueblo sin detenerse en ningún momento. De forma paralela, y desde meses antes, se organizan distintos actos culturales en apoyo al euskera a lo largo de todas las poblaciones por las que discurre el trayecto, es la denominada Korrika Kulturala. El lema elegido este año es «HitzEkin», que conjuga el vocablo «hitz» (palabra) con «ekimen» (acción).

La Korrika, reivindicación cultural y un acto festivo

Este sábado, 2 de abril, también se celebra en diversas ciudades del mundo (1), en las que harán su carrera junto a actos festivos y culturales. Desde Tokio a Chicago, desde Montreal a Shanghái, cincuenta ciudades de todo el planeta que incluyen en el estado español a Valladolid, Alicante, Mallorca, Valencia, Barcelona o Madrid.
La Korrica es un atractivo acto que aporta fiesta y cultura en las ciudades donde se celebra, un complemento más para las ciudades que buscan a través de la pluralidad cultural y lingüística seguir enriqueciendo a sus ciudadanías culturalmente.
Y al mismo tiempo es motivo de celebración y encuentro, siempre bueno y necesario, para toda la diáspora vasca. Algo por otra parte habitual en cualquier ciudad del mundo, en las que a pesar de las distancias y los tiempos, siempre hay grupos de nativos que celebran las actos, fiestas, fechas determinadas por su procedencia local.

Korrika Txulapoa

A Madrid la celebración de la Korrika llegó en 2007, y desde entonces se ha celebrado (salvo el pasado año, pandemia obliga). Este año de la mano de sus organizadores locales: la Euskal Etxea de Madrid, el Departamento de Euskera de la Escuela Oficial de Idiomas y el Área de Estudios Vascos de la Universidad Complutense, tiene previsto realizar su recorrido uniendo los espacios organizadores, arrancando con su aurresku de honor a las personas participantes, pasando por la Puerta del Sol —foto junto al oso y el madroño—, para cerrar la marcha en la céntrica Euskal Etxea (2) con el recibimiento a cargo de su grupo de danzas.

Pero… Sí, tenemos un pero. Y es que este año las concejalías de los distritos por donde tiene previsto su paso han prohibido su celebración. Parece ser que molesta, entorpece y… ponga el lector aquí lo que quiera inventarse como escusa prohibitiva, sobre un acto cultural que se autoriza en todo el mundo, menos en Madrid, que en vez de aprovecharse de su celebración para beneficio de tod@s, lo coarta, lo limita, lo desprecia. Así es el gobierno municipal, una corporación ANTI-cultura, ultranacionalista y con ese tufillo franquista de silenciamiento de las culturas, lenguas e identidades nacionales, solo dispuesta a ceder sus espacios a las grandes marcas, puro casino.

La Korrika Txulapoa, su denominación madrileña, irá por la acera, pero hará su recorrido y además será un buen momento para que las buenas gentes que habitan la ciudad puedan acompañar y jalear en algunos de los puntos de su camino (3).

Madrid no es la ciudad de la libertades, la libertad se celebra y vive en la semiclandestinidad como en los peores tiempos de la dictadura, que gracias a sus gobernantes cada día es más actual, más recordada.

En los ochenta, cuando en esta ciudad pensábamos que estábamos camino de ser más libres, iguales y fraternos, sonaban canciones rockeras y disidentes como el tema “Compre (Pase ¡No molesta!)” del grupo legendario Cucharada:

Comprar es la clave de la felicidad
Compre hoy, pero pague mañana
Es la costumbre que ya se hizo ley
Compre, compre, compre, compre!
Compre nuevos problemas para
Solucionar sus problemas, pisos
Electrodomésticos, ilusiones, girasoles
Pipas, dictadura, chocolate, caramelos…

Y sonaba también “Este Madrid” de los proverbiales Leño:

Aire puro y natural y de cerveza, de cocido y de salchichón
Ella se ha traído al bar una mesa y un colchón
Es una mierda este Madrid que ni las ratas pueden vivir

Entre las dos letras suman el conjuro de una profecía de lo que sería esta ciudad cuarenta años después. De atropello en atropello, de prohibición en prohibición.

Notas:
1.- Korrica en el mundo
2.- Korrika madrilen
3.- Recorrido de la Korrika Txulapoa:
Salida- 10:00. Aurresku en honor de los participantes y lectura del poema «Korrika Txulapoa» (edificio A de la Facultad de Filología de la Universidad Complutense, Plaza Menéndez y Pelayo) – Avenida Complutense – Metro Ciudad Universitaria – Avenida Arco de la Victoria – Plaza de la Moncloa – Isaac Peral – San Francisco de Sales – Guzmán el Bueno – Juan Vigón – Jesús Maestro – EOI Jesús Maestro – Islas Filipinas – Bravo Murillo – Plaza de Quevedo – Fuencarral – Gran Vía 70 (Se cantará el “Gernikako arbola”) – Puerta del Sol (foto junto al oso y el madroño) – Alcalá – Cedaceros – Los Madrazo – 12:00 (aprox.) Euskal Etxea (Jovellanos). Recibimiento a cargo del grupo de danzas de Euskal Etxea. Korrika infantil. Lectura del mensaje de la Korrika – Comida
-.- Korrika debekatu egin dute Madrilgo Chamberi barrutian


Más artículos del autor. Miembro del Colectivo LoQueSomos. En Twitter: @IkaiAlo

Síguenos en redes sociales… Mastodon: @LQSomos@nobigtech.es Diaspora*: lqsomos@wk3.org Telegram: LoQueSomosWeb Twitter: @LQSomos Facebook: LoQueSomos Instagram: LoQueSomos

2 comentarios en «Korrika Txulapoa: Madrid la ciudad que NO acoge»

  • el 1 abril, 2022 a las 16:55
    Enlace permanente

    Impresionante.
    Sobre todo teniendo en cuenta el uso (o incluso abuso) de la palabra «libertad» por los dirigentes del PP de Madrid durante la pandemia…

    Respuesta
  • el 1 abril, 2022 a las 01:31
    Enlace permanente

    Pues no se entiende que se prohiba. Si no quieren participar, de obligatorio cumplimiento, no es.
    Tampoco creo que obliguen a hablar euskera, el único idiona genuino de la peninsula iberica que quédó tras la invasión romana, y las demás.
    No se yo que razón democrática o constitucional puede existir para prohibir un acto así.
    El euskera no está prohibido tampoco.
    Esto me recuerda al día del solemne acto de tomadura de trono de Felipe VI tras la abdicación de su padre, y el viaje obligado desde el congreso de los diputados a palacio.
    5 vallekanos fueron apaleados y detenidos por las fuerzas del orden por sacar unas banderas republicanas. No está prohibido sacar banderas republicanas. En gran cantidad de hoteles por no ir más lejos suele haber banderas francesas, alemanas, italianas, estadounidenses, chinas, turcas, etc., y gubernativamente no se interviene contra ellos.
    Tambien gobernaba el PP. Puede que esto fuese determinante.

    Respuesta

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar