Redacción*. LQSomos. Junio 2017

Escueta información, o nula. Diarios locales y el trabajo militante por redes sociales es la única manera de acceder a datos de la pesadilla que se vive en el campo charro, con el proyecto de explotación de una mina de uranio en el término municipal de Retortillo (Salamanca) por parte de la multinacional australiana Berkeley a través de su empresa matriz en España.

Decimos proyecto, aunque el daño y expolio ya se ha empezado (1). Lo único que es fácil de encontrar son las notas de prensa de Berkeley Minera España, que al estilo de todas las grandes empresas y multinacionales cuenta con potentes gabinetes de prensa (los llaman de “comunicación”) y por su puesto con el “parné” que compra y vende todo lo alcanzable.

Este pasado jueves 22, se podía leer una nota de prensa en “Tribuna de Salamanca”, donde una vez más la empresa especulativa busca hacerse un lavado de cara, y no hace ser falta un lumbreras para cuestionar el “buen rollismo” empresarial de estas notas, con lindezas como (en cursiva):

“… la explotación minera y el funcionamiento de la planta de tratamiento no tienen un impacto sobre la población por encima de los límites establecidos…”

¿Cuáles son los límites? ¿No debería ser el primer límite la consulta a las gentes del entorno, recoger su opinión, su derecho a decidir sobre el futuro de su tierra?

“…los árboles longevos que se están despejando sufren en la actualidad de una plaga de hongos que les impide crecer de manera que al ser reemplazados por árboles jóvenes y saludables, mejorarán el valor ecológico de la zona… “

Vaya, qué casualidad que han venido a salvarnos de una plaga… El legado de arboles centenarios es irremplazable, jamás se podrá ya reparar el daño realizado con la tala salvaje al patrimonio natural y humano que suponen estos bosques.

“…está siendo desarrollada con los más altos estándares internacionales para la protección del medio ambiente y sigue comprometida con la excelencia ambiental…”

Eso no existe, es una falacia. La minería a cielo abierto es incompatible con la defensa del medio ambiente. Es un “cáncer” para el hábitat donde se instala.

Pero la respuesta continúa, sigue la resistencia, y ésa es, será la base de la paralización total de este infame y destructivo proyecto:

El alcalde de Villavieja de Yeltes, Jorge Rodríguez, comparecía en una rueda de prensa a la cabeza de la plataforma de alcaldes contrarios al proyecto minero de uranio en Retortillo confirmando su más firme determinación para luchar contra el proyecto promovido por la empresa Berkeley. El alcalde señaló que son ya 27 los Ayuntamientos adheridos que solicitan a la Comisión Territorial de Urbanismo y Medio Ambiente de Salamanca que desestime la utilidad pública del proyecto.

“…somos los alcaldes y concejales de los municipios de la zona los que decimos NO A LA MINA, porque ellos se juegan unas migajas en comparación con nosotros, que nos jugamos nuestro pasado, presente y futuro, nuestro patrimonio y nuestros negocios por diez años de actividad minera. Sabemos que esta no es la solución a los problemas de la zona…”

La Plataforma espera que en próximas semanas se sumen más Ayuntamientos en contra del proyecto, una posición determinada en la que consideran que la mina dejará más cosas malas que buenas durante los diez años que dure el proyecto, algunas de ellas irreversibles, por lo que están dispuestos a llegar hasta el final para evitar la ejecución del proyecto.

Por otro lado, en el Parlamento Europeo, la eurodiputada del grupo Izquierda Unitaria Europea Marina Albiol, se refería al “Parecer” (informe emitido por la Comisión Europea) publicado el 21 de mayo de 2015, donde esa instancia recordaba que para la autorización del proyecto el inversor debería facilitar información sobre las fases superadas y su puesta en marcha.

El texto señala como fecha de inicio de la producción el año de 2017 y “todavía carece de los permisos necesarios”, recordaba Marina Albiol a través de una nota informativa que difundía Izquierda Unida de Castilla y León.

La respuesta sigue… ¡No a la mina!

10 años de producción en la mina = 1.000 años de destrucción ecológica

#Ecocidio #NoALaMina #Retortillo #PesadillaEnSalamanca

Notas:
1.- Pesadilla en Salamanca: Stop uranio
* Con información de Stop Uranio Plataforma del Campo Charro, Salamanca Antinuclear, y Ecologistas en acción

@LQSomos

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2017/06/Iberia-Antinuclear-retortillo-loquesomos-1024x576.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2017/06/Iberia-Antinuclear-retortillo-loquesomos-150x150.jpgLQSomosCastillaRedacción LQSomosBerkeley,Minas de uranio,Retortillo,Stop uranio,Villavieja de YeltesRedacción*. LQSomos. Junio 2017 Escueta información, o nula. Diarios locales y el trabajo militante por redes sociales es la única manera de acceder a datos de la pesadilla que se vive en el campo charro, con el proyecto de explotación de una mina de uranio en el término municipal de...Cultura Libre, Comunicación Libre