Maltrato en la frontera: más “concertinas” en Melilla

Un circulo que da vueltas sobre si mismo y sin medidas reales de solución, es el asunto de la llamada “inmigración ilegal”, en esta nota esta el ejemplo con las declaraciones de ChakibAlkhayari, Amnistia Internacional y el Ministro de Interior, Jorge FernandezDiaz.

La Asociación Rif de Derechos Humanos de Nador ha denunciado desde Melilla que Marruecos ha iniciado la construcción de una valla en su territorio, lo que vendría a unirse a la doble valla que existe en la parte española. Su presidente ChakibAlkhayari, acompañado por el responsable de ONG melillense Prodein, José Palazón, ha explicado que desde hace tres semanas «se vienen realizando trabajos» en la parte marroquí de la frontera con la «excavación de un foso» y a continuación una alambrada «con cuchillas», en referencia a las concertinas o alambres que terminan en cuchillas que coronan las vallas.

El responsable de la Asociación Rif de Derechos Humanos considera «inhumana» esta construcción de un valla en territorio de Marruecos, que tendría como objetivo impedir los saltos masivos sobre Melilla, y señala que esta acción «contraviene la actitud que vienen manteniendo las autoridades marroquíes con los inmigrantes», ya que asegura que en estos últimos años se ha respetado a estas personas «no realizando disparos con fuego real» cuando hay saltos o «no expulsar a los inmigrantes que son atendidos en sus hospitales».

Por otro lado en Bruselas, Amnistía Internacional se declaraba «profundamente preocupada» por la última tragedia migratoria frente a la costa de Lampedusa y pedia a los líderes europeos que actúen «con urgencia» para frenar el creciente número de muertes de inmigrantes en naufragios en el Mediterráneo, “los líderes de la UE han fracasado de forma continuada y colectiva a la hora de adoptar medidas concretas para prevenir más muertes en las fronteras de la UE».

Esta creciente cifra de muertos pone de relieve la ineficacia de las actuales políticas y prácticas de inmigración y asilo en la UE, que se centran en evitar que las personas lleguen a Europa a cualquier coste humano. Las políticas cada vez más restrictivas lo único que han hecho es obligar a la gente desesperada a tomar rutas más peligrosas», ha criticado la organización defensora de los Derechos Humanos.

Algo que toca muy de cerca al estado español y al vejatorio trato que esta haciendo con los inmigrantes en las fronteras africanas.

AI ha pedido a las autoridades que no dejen el control de la inmigración en manos de países terceros «con historiales deplorables en materia de derechos humanos», como por ejemplo es el caso de Marruecos.

País al que precisamente este martes felicitaba con efusión el Ministro de Interior, por su colaboración en temas de inmigración. Jorge Fernández Díaz agradeció efectivamente “la colaboración de Marruecos con las autoridades españolas en luchar contra la inmigración ilegal”, y recordó que ese Estado norteafricano “no es solo un país de tránsito de inmigrantes, sino también de destino y tiene también muchos problemas”. El ministro confirmó que el Gobierno “tiene constancia que efectivamente Marruecos está construyendo en paralelo al perímetro fronterizo en la ciudad de Melilla un foso y el levantamiento una valla”.

Por ultimo la Asociación Rif de Derechos Humanos de Nador,ha negado que en su país haya 40.000 subsaharianos esperando una oportunidad para entrar en Ceuta o Melilla, saltando sus respectivas vallas, y ha tachado estos datos ofrecidos por el ministro del Interior Jorge Fernández Díaz como «cifras comerciales».

LQSomos en Twitter: @loquesomosLQS

Deja un comentario