Monumento al legionario

Por Melanio Mecolotón. LQSomos

Felicitaciones al ayuntamiento de Madrid

Sé que a muchos no les va a gustar, sé que el clásico sectarismo de izquierdas, de todos conocido, se me echará encima, pero siento que debo hacerlo, lo siento muy adentro, en mis fibras más sensibles de español y de amante de la libertad.

Pues bien, a lo que voy. Desde aquí, mis felicitaciones más sinceras al ayuntamiento de Madrid y a su eminente alcalde, muestra de preclara inteligencia y generosidad donde las haya. Mis felicitaciones por esa magnífica iniciativa en pro del turismo de nuestra amada ciudad de Madrid.

Me refiero, como ya se habrán imaginado, al proyecto en marcha dedicado a los cortadores de cabezas de moros, anticristianos y antiespañoles.

Estoy deslumbrado, y en cada tertulia de terraza de bar, símbolo de nuestra libertad de palabra y de expresión, me repito y repito a mis acompañantes: ¿cómo no se me ocurrió a mí?

Estamos ante una noble y muy original iniciativa de alto rango democrático, difícilmente superable, que hará que ríos de turistas (cristianos, patriotas, españolísimos y europeísimos de todo tipo y color, amantes del arte, defensores de los derechos humanos, admiradores de la literatura, la pintura y la escultura españolas y un largo etcétera) abarroten nuestra capital y nuestras terrazas aportando nuevos ríos monetarios a nuestros necesitados bolsillos.

Por mi parte, que ya he hecho mío el proyecto, propongo, si se me permite y a impulso de mi amor a España, un par de aportaciones.

Primera: que en el mismo monumento al legionario se coloquen, como añadido creativo, varias cabezas de menas y de moros ahogados en la travesía mediterránea al paraíso hispanoeuropeo. De esta forma, la España eterna y europea mostrará brillantemente la unidad sin fisuras entre nuestro pasado y nuestro presente.

Segunda: que una auténtica cabra (capra aegagrus hircus), mamífero artiodáctilo, vele los días y las noches de la noble escultura.

Por favor, pido a la alcaldía me informe dónde puedo hacer mi aportación económica a tan racial iniciativa. Además, dado mi humilde oficio de carnicero en el más castizo de los mercados madrileños, quizá pudiera echar una mano para el asunto ese de actualizar las cabezas.

Con todos mis respetos, quedo a su disposición.
Melanio Mecolotón (a) «Secreto Ibérico»

Síguenos en redes sociales… Facebook: LoQueSomos Twitter: @LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar