Residencia de Estudiantes y Real Academia de la Historia: la impunidad que no cesa

De nuevo, no puedo dejar de denunciar, aunque sea brevemente, dos hecho recientes relativos a la Residencia de Estudiantes y a la Real Academia de la Historia.

1) En la primera ha tenido lugar la reunión del Consejo de Patrimonio Histórico, que reúne a los responsables autonómicos y al Estado –Ministerio de Cultura y Educación (Dirección general de Patrimonio Histórico)–. Entre los temas tratados no está el del Sello Patrimonio Europeo, lo cual es muy extraño, ya que fueron ese mismo Consejo y Ministerio de Cultura quienes otorgaron a la Residencia de Estudiantes el galardón Sello Patrimonio Europeo, en marzo del 2007, siendo ministra Carmen Calvo. La Secretaría se sigue manteniendo en esa Dirección de Patrimonio histórico.

Sabemos perfectamente que la adjudicación de dicho galardón estuvo llena de irregularidades y que fue denunciada, ya que la Residencia había ocultado un refugio antiaéreo construido por la II República para el Hospital de Carabineros y lo había, además, medio destruido con una rehabilitación ilegal, cuando todos los edificios tenían protección máxima como bienes de interés cultural (BIC).

Esos mismos gestores destruyeron el recinto histórico de la Institución Libre de Enseñanza (ILE), en la calle Martínez Campos, hecho denunciado en repetidas ocasiones.

El mismo día en que se celebró la reunión, 3 de octubre del 2012, fue publicada en el BOE una Resolución sobre las cuentas anuales (2011) de la Fundación Residencia. En su página 11 se dice: “El Gobierno de España, con motivo de la conmemoración del centenario de la Residencia (…) a propuesta conjunta de la Ministra de Ciencia e Innovación, de la Vicepresidenta de Asuntos Económicos y Ministra de Economía, y del Ministro de Educación y la Ministra de Cultura (…) en Consejo de Ministros, en su reunión de 18 de noviembre del 2011, acordó que la actual Residencia debía considerarse continuadora de la Residencia de Estudiantes cuya etapa histórica se desarrolló entre 1910 y 1936…”

Una Orden ministerial, publicada en el BOE de 19 de noviembre de 2011, y firmada por Ramón Jáuregui (PSOE), Presidencia de Gobierno, ya fue denunciada por mi en un artículo que puede consultarse en esta misma página, puesto que reconocía y aceptaba de facto un Decreto franquista de 19 de mayo de 1938, por el que se disolvía la Junta Para Ampliación de Estudios (JAE), y se ocultaba el hecho histórico de que esa institución se mantuvo activa hasta el final de la guerra civil en el territorio republicano de Madrid, Valencia y Barcelona, siendo presidida en Madrid por mi abuelo, el Dr. Luis Calandre.

Izquierda Unida hizo una pregunta en el Congreso de los Diputados sobre este tema el 17 de enero del 2012, pero creo que no tuvo respuesta.

Con esta nueva resolución publicada en el BOE el 3 de Octubre del 2012, se sigue legitimando el golpe de Estado franquista contra la II República, sus decisiones y a la Monarquía heredera de dicho franquismo.

2) El 10 de octubre de 2012 se inauguran, en la Real Academia de la Historia, los cursos de las Reales Academias. El acto fue presidido por los Reyes y el Director de la Academia, Gonzalo Anes (nombrado Marqués de Castrillón en 2010). Del discurso pronunciado por el desprestigiado ministro José Ignacio Wert (cuyo hermano Carlos dirige la Biblioteca de la Residencia de Estudiantes), destacamos algunos párrafos: “…Llevan las Academias con orgullo el título de Reales… por el constante compromiso y apoyo de Vuestras Majestades con el quehacer académico….”

“…Las Reales Academias del Instituto de España vienen desarrollando, desde hace casi tres siglos, una labor merítísima… fruto de la excelencia de sus Académicos… de su radical independencia…”.

José Ignacio Wert “recordó” también que la Real Academia de la Historia está cumpliendo una de sus mas viejas aspiraciones: “completar y publicar el Diccionario Biográfico… la RAH debe seguir trabajando y contribuyendo al conocimiento de la Historia verdadera de España…”

Ya hemos explicado en numerosas ocasiones que el nacimiento del Instituto de España en plena guerra de España fue ilegal, y que ilegal fue, por tanto, el nombramiento de muchos académicos franquistas en el año 1938.

En cuanto al Diccionario Biográfico, muchos prestigiosos historiadores, liderados por Ángel Viñas, han denunciado su enfoque franquista/reaccionario, pese a su financiación con dinero publico, y por ello escribieron un contra-diccionario, con el título: “En el combate de la historia”.

Por mucho que se esfuercen por demostrar su legitimidad con estos actos, al Régimen Monárquico del 18 de Julio y las élites del poder sobre las que se fundamenta, les queda poco tiempo ante la cruel evidencia del desmoronamiento económico, social y territorial de España al que ha dado lugar la Constitución de 1978, fruto de la “modélica Transición” sustentada en la impunidad de los crímenes franquistas.

Inauguración del Consejo de Patrimonio Histórico Español

La Residencia de Estudiantes escenario del Consejo de Patrimonio Histórico

El ministro Wert destaca la aportación a la sociedad española de las Reales Academias

Cuentas anuales de la Fundación Residencia de Estudiantes

Dr. Luis Calandre

Más artículos de la autora

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar