Si les quieres escribir… Queridos compañeros

VV.AA.*. LQS. Junio 2020

Seguimos compartiendo con todos vosotros la iniciativa que este mes lleva a cabo la Mesa de Catalunya d’Entitats Memorialistes pidiendo que escribamos una carta a aquellos familiares o a las personas anónimas o conocidas, que pasaron por las prisiones y los campos del fascismo español e internacional.
Cartas, en muchos casos, no escritas por el remitente y no leídas por el destinatario, una carta desde el futuro… como si ellos pudieran leerla en nuestro pasado, su presente. Os invitamos a que participéis enviando vuestras cartas a mesacatalunya@gmail.com

Carta de les nostres companyes i companys del Col·lectiu Republicà del Baix Llobregat als seus companys represaliats Álvaro Fernández i Felipe Moreno. També els nostres companys.

Queridos y admirados compañeros Álvaro y Felipe:

Os escribimos desde nuestro presente, vuestro futuro, a esa prisión que os ha impuesto la dictadura, que tan valiente y generosamente tratáis de combatir. Lo hacéis para que los que están por venir puedan respirar la libertad que vosotros no habéis gozado. Pero lamentamos deciros que en el 2020 vamos tan escasos de aire limpio como de libertades, que no tenemos República. Eso sí que os sorprenderá, casi tanto como las tragaderas de una España que olvidó a los muertos que lucharon por redimirla de su podredumbre secular. Pero os podemos decir que combatiréis sin descanso por derrocar la impunidad que nos asola, el silencio de la verdad que nos sobrecoge y el olvido de la justicia que nos roba la democracia de saldo, esa de las rebajas del golpista, que nos dio un 2 x 1, constitución y corona, el kit del trágala.

Álvaro, no sabemos si ya habrás desarrollado tu particular sentido del humor negro, que tanto nos gustará y con el que tanto nos reiremos juntos de la vida, de la muerte y de nosotros mismos. En tu 1964 las cosas no pintan nada bien ni delante, ni detrás de los barrotes. Y te decimos que te queda mucha indignación y cabreos por pasar y que en el cambio de siglo te tendremos que sujetar más de una vez ante tu rabia más que justificada. Pequeño pero peleón. Cuando salgas de tu encierro serás un clandestino antifascista, que bajo varios nombres: Rodrigo, Iñaki, cruzarás en ambos sentidos la frontera sin tener que pasar nunca más por la prisión, sin pasar las calamidades que ahora sufres. Te juzgarán otra vez en 1970, pero lo harán en rebeldía y no cumplirás ninguno de los 8 años a los que te condenará el TOP. Esto te hará gracia, acabarás planchando las camisas de Álvarez del Vayo, que a la vejez se nos hará revolucionario. Lejos quedarán los golpes que te cayeron en la Dirección General de Seguridad, donde desde sus sótanos decías que oías al ciego que vendía cupones cantar: ¡iguales para hoy! y que en esos momentos tan duros te hubieras cambiado por él a pesar de su ceguera. Nadie pagará hasta ahora por lo que te han hecho, para eso harán una ley en un invento al que llamarán Transición y que venderán mundialmente como séptima maravilla de la democracia. Una transición que no será más que cambiarle el collar al perro, que nos seguirá aprisionando entre sus fauces. La llamarán ley de Amnistía porque suena mejor que ley de punto final, lo que es, que blindará la impunidad de los verdugos. Siempre nos contarás con amargura como el PCE claudicó tras la muerte de Franco. El genocida morirá en el 75 y tenemos que decirte que unos meses antes de hacerlo se llevará por delante a los que serán tres compañeros tuyos de militancia, Xosé Humberto, José Luis y Ramón, un alba del 27 de septiembre. Los que os resististeis a lo que llamarán Pactos de la Moncloa o como vendernos el pescado podrido a precio de democracia de la buena, recibisteis el desprecio de los que decidieron reconciliarse antes de que tú entraras en prisión. Nos contarás cómo en una manifestación los que un día lejano fueron camaradas te golpearán en la cabeza con el palo de tu bandera republicana porque tocará abrazar la rojigualda con ilusión. La bandera tricolor tocará enterrarla aún más hondamente que a los que mataron en las cunetas. Una bandera que tanto pasearemos para volver a darla a conocer entre el pueblo sometido plácidamente a la más perversas de las amnesias.

Pero habrá cosas buenas, conocerás el amor y se llamará Dominique, una compañera luchadora, y tendrás un maravilloso hijo. Tendrás amigos que te querrán incondicionalmente como nosotros y juntos fundaremos nuestro Col·lectiu y no habrá frente de injusticia donde no estemos presentes. Iremos muchas veces contra corriente y nos vilipendiarán por ello, pero no nos importará porque lo nuestro será trabajar sin perder de vista los objetivos. Más tarde algunos de los que nos criticarán se sumarán a nuestras denuncias y serán muy bienvenidos. No cejarás en tus luchas y lo harás con más ahínco en algo que se llamará la Memoria, la lucha contra la impunidad del franquismo y la transición, también desde la Mesa de Catalunya que ayudarás a fundar. Y te sorprenderá que en un principio esta digna lucha no esté unida a la reivindicación de la república, aunque tú siempre defenderás la memoria transversal y la presencia de la que tú llamabas la pata libertaria, porque no serás sectario. Nosotros tampoco.

Sentimos decirte que en el 2020 ya no vivirás, pero que estás entre nosotros como un referente y que no hay día que no vengas a visitar nuestros recuerdos. Te irás enfadado con tu presente pero el futuro será peor, más represión, menos libertad, más mordazas. Queremos que sepas que tendrás una maravillosa despedida republicana y muy roja, en el barrio que tú ayudaste a dignificar, no exenta de polémica institucional, no podría ser de otra manera ¿qué es eso de irse sin hacer ruido?. Vendrán amigas y amigos de todos los puntos del estado y del mundo, comeremos, beberemos, lloraremos, cantaremos, bailaremos y reiremos a tu salud. Y la alegría de haberte tenido en nuestras vidas superará la pena de tu pérdida.

Y también queremos decirte que tristemente aún se prefiere ser cabeza de ratón que cola de león y que con el fascismo que nos está cayendo encima, todavía nos perdemos en la infinidad de nuestros enormes ombligos. No aprendemos.

Felipe, estamos felices de decirte que en este momento estás con nosotros y que sigues trabajando por desterrar el franquismo de la justicia. Esa que te están aplicando ahora con la perversa ley 10/1975, con la eterna excusa del terrorismo. Ese comodín para tumbar el estado de derecho al que tanto tiene que agradecer el bipartidismo, que se alternará en el poder por decenios. Lo harán unos que se hacen llamar socialistas y otros que se apellidarán Popular, pero que nada tendrán que ver con el frente por el que combatió tu padre contra el fascismo y que lo fundará un personaje a quien ya conoces ahora. Un tal Fraga, considerado padre de nuestra democracia, ya te puedes hacer una idea de la calidad de la misma, que morirá como tantos otros sin pagar sus deudas de sangre. Gracias a esta ley serás reprimido bajo un estado de excepción, que no acaba de levantar el vuelo y no haré ningún chiste al respecto porque ahora te sientan en el banquillo por ello. Y mencionamos lo de esta ley porque será una cosa de la que te gustará hablar en el futuro. Si no sabemos de dónde venimos difícilmente tendremos claro ni dónde estamos, ni a dónde vamos.

Felipe tenemos que darte una mala noticia, tu torturador se ha muerto este año en una pandemia que nos asola ahora, un coronavirus más que infecta nuestras vidas. Ha muerto con todas las medallas recibidas por alienaros, medallas que también le dará la democracia por sus valiosos servicios al nuevo régimen. El medallero le supondrá una paga extra con la que disfrutar de una estupenda jubilación mientras todos los que pasaron por sus criminales manos exigen justicia. El sádico ha muerto y todos los golpes, vejaciones y amenazas, que tantas secuelas dejarán en una generación de antifranquistas, le saldrán gratis. Espero que te consolará saber que lo sacasteis de su cómodo anonimato y que por su apodo de Billy el Niño pasará a la posterioridad como famoso torturador, que lo sentareis en un banquillo de la Audiencia Nacional, vuestro TOP de ahora, tras denunciarlo a la justicia de la República Argentina, a la que irás a declarar contra Pacheco por todo el horror que te hizo vivir. Comprobarás ya sin estupor, porque nada te parecerá mentira, cómo el estado le dará amparo hasta su muerte. Los de su calaña siguen siendo uno de los suyos. Lo destaparéis, aunque como buen matón se enorgullecerá de sus despiadados abusos de poder, brindando con sus compañeros del Cuerpo sin esconderse de nada y de nadie. Pero cuando todo eso pase no estarás solo, tendrás a la más maravillosa de las compañeras a tu lado, de vida y de militancia, Virginia, a tus hijos, y nos tendrás a nosotros. Saldrás de lo que estás viviendo ahora, tocado pero nunca hundido, y seguirás trabajando incansablemente con Virginia por aquellas causas que creerás justas, como la del pueblo saharaui, a la que le dedicarás años de tu vida.

Estos días se ha hablado mucho de una organización en la que militarás Álvaro, en la que militas Felipe, os hará reír por no llorar que a estas alturas, vosotros, víctimas del terrorismo de estado, seáis tildados de terroristas por defender la libertad. Felipe, te alegrará mucho saber que tendrás un papel fundamental en que una víctima del terror de la dictadura, que murió tras un sufrimiento atroz por defender vuestras ideas, tu compañero de militancia Cipriano Martos Jiménez, sea reconocido como luchador antifascista. Se escribirá un libro sobre él, lo hará el periodista Roger Mateos, tan profesional como buena persona, y serás en parte padre de la criatura. Llevaremos a la República Argentina las torturas a las que fue sometido en la casa cuartel de Reus gracias a su maravilloso hermano Antonio. Y gracias a las compañeras y compañeros de Sabadell tendrá una plaza con su nombre. Será hermoso y una de esas pocas victorias que podremos celebrar.

Álvaro y Felipe, os tenemos que agradecer vuestra futura humildad a pesar de vuestra experiencia y de lo mucho que podríais presumir, en tiempos donde el compromiso es un bien tan escaso. Nunca querréis ser maestros, siempre alumnos y compañeros dispuestos a aprender y a compartir, vuestra cátedra será vuestro ejemplo. Firmes vuestras convicciones pero lejos del dogmatismo, hijos del análisis y del libre pensar, marxistas de piedra picada, con vuestro ideal vigente como vacuna contra el fascismo que galopa. Defendiendo la libertad de personas y pueblos. Y sin pretenderlo nos enseñareis tanto que nos haréis mejores.

No podemos deciros más que seguimos alzados a pesar de que cada día pretendan segarnos por los pies, que te quisimos Álvaro, que te queremos Felipe, que os queremos a los dos, que más allá del compañerismo, de la militancia en los maltrechos derechos humanos, del compartir luchas de justicia social y plantar cara al fascismo, está la amistad de los que buscan el bien común desde la coherencia y el respeto a si mismos.

Gracias por tanto.

* Vuestras compañeras y compañeros del Col·lectiu Republicà del Baix Llobregat

Súmate a la iniciativa y si les quieres escribir: mesacatalunya@gmail.com

Si les quieres escribir, primera carta.
Si les quieres escribir, segunda carta

Síguenos en Facebook: LoQueSomos Twitter@LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar