FLOW, una magistral lección de cine, de arte y de vida

El mismo título de la película (FLOW) es toda una declaración de intenciones. En inglés significa fluir, dejar que las cosas sigan su curso, aceptarlas sin intentar oponerte a ellas sino adaptándote a lo que encuentras… puede que la vida no sea más que el aprendizaje de dejar que las cosas pasen, que fluyan, que existan

Leer más

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar