China anegada en medio de un tifón

Agencia Mp3. LQSomos.

Ascienden a 51 las muertes por inundaciones en la provincia de Henan. La ciudad de Zhengzhou, capital de Henan, recibió en tres días la lluvia que suele caer en un año, de acuerdo con expertos

Henan, la tercera provincia más poblada de China, con casi 100 millones de habitantes, sufrió lluvias récord en los últimos días que convirtieron las calles en torrentes de barro. Zhengzhou, su capital, se vio muy afectada, hasta el punto de que un vagón de metro quedó sumergido el martes, matando a 12 personas. En esta metrópoli de 10 millones de habitantes, los bomberos y los socorristas trabajaban el viernes con enormes bombas para retirar las grandes cantidades de agua acumuladas en las calles.

Las condiciones meteorológicas obligaron a evacuar a más de 395.000 personas y causaron daños por más de 65.500 millones de yuanes (10.000 millones de dólares, 8.500 millones de euros), anunciaron las autoridades municipales este viernes. A la salida de un túnel en el centro de la ciudad, muchos se quedaron boquiabiertos al ver decenas de vehículos amontonados tras ser arrastrados por las aguas el martes.

<(center>
Las fuertes lluvias se concentran ahora más al norte.
A 90 kilómetros de Zhengzhou, la ciudad de Xinxiang y sus alrededores están aislados del mundo. El río Wei se desbordó, según la cadena estatal ‘CCTV’. Las imágenes muestran a los socorristas utilizando un pontón desmontable para evacuar a los residentes. Casi 9.000 personas ya han sido rescatadas pero quedan 19.000 por desalojar, precisó la cadena. En una calle de Weihui, el agua llega hasta las rodillas y en algunos lugares hasta el cuello.

«Las aldeas han sido arrasadas, no queda nada»

Los socorristas evacúan a los habitantes hacia botes de goma o balsas improvisadas que fabrican con puertas o planchas. Las personas mayores son quienes lo tienen más difícil porque el nivel del agua complica los desplazamientos. A pesar de todo, un jubilado intentaba marcharse en bicicleta por una calle inundada. Las ruedas estaban completamente cubiertas de agua.

En una localidad cercana, cientos de personas se refugiaron en el hotel de Liang Long. «Sus aldeas han sido arrasadas, no queda nada», declaraban los refugiados. El hotel, situado a unos 20 kilómetros de las zonas más afectadas, recibió llamadas pidiendo ayuda. «La comida se está agotando», dijo Liang Long.

Los expertos apuntan al cambio climático como responsable de las peores inundaciones en la región desde que se iniciaron los registros, hace 60 años.

Más al este, China observa el avance del tifón In-fa, con lluvias torrenciales y vientos de más de 130 km/h, según los servicios meteorológicos. Se espera que In-fa toque tierra a partir del sábado en la región de Shanghái, donde viven decenas de millones de personas.


Síguenos en redes sociales… Facebook: LoQueSomos Twitter@LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar