De la bossa al mediterráneo: María Creuza

María Creuza nació en Esplanada, Bahía, Brasil. Cuando tenía dos años su familia se mudó a Salvador (capital del Estado de Bahía). Siendo adolescente se destacó como cantante jazzista del grupo ‘Es Girls’. La invitaron a presentarse en programas de radio. Grabó canciones en inglés, contratada por una compañía discográfica local y -durante cuatro años- dirigió el programa de televisión Encontro con Maria Creuza.

En 1966 interpretó “Se não houvesse María” (Antonio Carlos Pinto) en el festival O Brasil Canta. En 1967, defendió “Festa no Terreiro de Alaketu” (Antonio Carlos) en el III Festival de Música Popular Brasilera. Ese año ella grabó la canción en un disco simple, donde registró también “Abolição” (Antonio Carlos). En 1969, por “Mirante” ganó el premio a la mejor intérprete y el tercer lugar en el IV Festival Universitario de la Canción Popular, en Río de Janeiro. El mismo año, Creuza interpretó “Catendê” (Antonio Carlos y Jocafi) en el V Festival de Música Popular Brasileña.

En 1970, María Creuza fue invitada por el poeta y cantante Vinícius de Moraes para participar de una gira por Uruguay (en Punta del Este, con Dorival Caymmi) y Argentina (en Mar del Plata, con Toquinho). En la Argentina, la bahiana grabó con Vinícius y Toquinho el álbum Vinícius en La Fusa con María Creuza y Toquinho. Ella interpretó, entre otras canciones de Vinícius, “A felicidade”, “Garota de Ipanema”, “Eu sei que vou te amar” (canción que contó con el recitado -del poeta- del “Soneto da fidelidade”), “Se todos fossem iguais a você” y “Lamento no morro” (todas de Tom Jobim y Vinícius), “Canto de ossanha” y “Samba em preludio” (ambas de Vinícius y Baden Powell), “Minha namorada” (Vinícius y Carlos Lyra), y la bella interpretación de “Catendê”.

En 1971 ella grabó su mejor álbum “Yo… María Creuza”, con temas como: “Mais que nada” (Jorge Ben), “Dindi” (Jobim y Aloysio de Oliveira), “Chega de saudade” (Jobim y Vinícius), “Por causa de você” y “Estrada do sol” (ambas de Jobim y Dolores Durán), “Das rosas”, “Saudade da Bahia” y “Marina” (todas de Dorival), “Chove lá fora”, “Corcovado” (Jobim), “O cantador” (Dorival y Nelson Motta) y “María vai com as outras” (Toquinho y Vinícius).

En 1972, María Creuza lanzó con Vinícius y Toquinho el álbum Eu sei que vou te amar: incluía “Qué maravilha” (Toquinho y Jorge Ben). Realizaron una gira por Francia e Italia. Grabó el LP “Maria Creuza”. En 1973, lanzó “Eu disse adeus”, con destaque para la canción-título del LP de Roberto Carlos, “Feijãozinho con Torresmo” y “Apelo”.

En 1974 Creuza editó el álbum Sessão nostalgia, que contenía “Para falar a verdade” y “Vingança”. Había participado del Segundo Festival Mundial de Música Popular, en Tokio (Japón), con la canción “Que diacho de dor” (Antonio Carlos y Jocafi), que sacó el segundo lugar. En 1975, se publicó “Maria Creuza e os grandes mestres do samba”, se destacaron los temas “Chega pra lá” (Élton Medeiros y Joacyr Santana) y “Amor de mãe” (Nelson Cavaquinho y Guilherme de Britto).

En 1977 grabó Meia noite; allí registró “Dom de iludir” (Caetano Veloso) y “Onde anda você” (Vinícius). En 1978 editó Doce veneno, que incluía “Trocando en miúdos” (Chico Buarque) y “Último desejo”. En 1979 grabó el álbum Pecado, con obras como “Tempo de voar” y “Começaría tudo outra vez”.

En los 80, María publicó los álbumes Maria Creuza (1980), Sedução (1981), Poético (1982), Paixão acesa (1985), Pura magia (1987), Da cor do pecado (1989) y Com açúcar e com afeto (1989).

En 1991, “la” Creuza grabó Todo sentimento, incluía “Na baixa do sapateiro” (Ary Barroso) y “Chuvas de verão”. En el ‘93, la bahiana participó en el songbook de Vinícius, cantando con Carlos Lyra “Samba da bênção”. En 1998, integró el elenco de cantantes que presentó, en el auditorio de la Academia Brasileira de Letras, las Catorze canções del século escogidas por la crítica especializada de Río de Janeiro y de São Paulo para celebrar el centenario de la Academia.

En el ‘99, Creuza grabó en España “La mitad del mundo/A metade do mundo”. Obtuvo críticas excelentes, la propuesta acercaba la bossa tradicional a lo mejor

Actualmente (2012), María Creuza realiza recitales regularmente en el Vinícius Bar (en Río de Janeiro) y alterna con presentaciones en Europa.

Más artículos del autor

* LQSomos en Red

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar