Arturo del Villar*. LQSomos. Diciembre 2017 Qué bueno es el papa Paco: ha autorizado la celebración de un año jubilar con motivo del sexto centenario de la muerte de Vicente Ferrer, un criminal genocida predecesor de Hitler, canonizado en 1455. Los años jubilares permiten a los pecadores obtener una indulgencia plenaria, que les absuelve de todos los pecados cometidos, con solo visitar una basílica predeterminada, rezar por las intenciones del Papa, y entregar un óbolo a la Iglesia… qué menos se puede pedir a cambio de alcanzar el perdón de las culpas. El minicardenal arzobispo de Valencia y los obispos…
Continuar leyendo