Batracios promiscuos y parteros

Batracios

Por Nònimo Lustre. LQSomos.

De una serie de seis collages sobre la reproducción animal y humana…

Para equilibrar la precedente viñeta de las Matriarcas Absolutas, ésta la dedico a los Padrazos, aquellos machos que cuidan de las crías. Podemos encontrarlos en muchas especies de animales pero vamos a centrarnos en unos batracios: los tipos de ranas que suelen ser confundidas con sapos. En infinidad de estos (falsos) sapos, los machos se encargan del transporte de los renacuajos. Quizá el caso de apadrinamiento más exagerado se da en el Limnonectes palavanensis, endémico de Borneo y de Palawan: mientras están ‘empollando’, estos sapos no croan ni comen ni se mueven ni atienden a las solicitudes de las hembras –que son bastante más grandes que ellos. Por ende, se especula alegremente que el notorio croar de las hembras unido al silencio de los machos, representa una inversión sexual.

También la Chiromantis xerampelina (Grootgrysskuimnespadda en afrikaan y Southern foam-nest treefrog en inglés; en castellano se ha traducido como “rana nido de espuma gris”, copia literal de la literatura zoológica en inglés), es una rana del África sudoriental famosa porque efectúa unos ritos sexuales inadmisibles en Occidente pues se ha especializado en la poliandria simultánea –amores con varios machos a la vez. Según la descripción del etólogo P. Byrne, cuando se dan condiciones de alta humedad, la hembra comienza a construir su nido segregando un fluido acuoso; llegan entonces en fila india hasta una veintena de machos que la ayudan con el pataleo sincronizado de sus ancas a que sea ‘perfecto’ para que sus gametos se distribuyan en el paritorio. Cinco días después, las crías salen coleando y se lanzan al agua.

Desde el punto de vista evolutivo, además de que los machos no pelean entre sí como es regla en tantísimas especies, la poliandria significaría una mayor diversidad genética y, por ende, una mayor seguridad frente a los peligros de la endogamia y de la monogamia. Hasta se ha calculado experimentalmente que sus renacuajos sobreviven un 20% más que en los acoplamientos monogámicos.

Un caso de ¿préstamo léxico? a investigar personalmente: en 1758, Linneo describió a la entonces llamada rana de Surinam como “R. digitis anticis muticis quadridentatis posticis unguiculatis”. Hoy es nombrada como “sapo de Surinam”, Pipa pipa, en realidad una rana cuasi común a la que hemos conocido en la Amazonia venezolana como áparo – en otros lugares, arú, rana tablacha, sapo chola y cururú en guaraní pues se cree que su roce produce urticaria. Poseemos varios, provenientes del territorio de los indígenas Baré, con empuñaduras labradas, de madera oscura, tan pesada que no flota, probablemente de Tabebuia spp. Se le ha asociado con el cambio de estaciones, con la fertilidad de los huertos y, por supuesto, en algunos párrafos mitológicos. Sin embargo, todavía no hemos leído que el remo de Aru -o de arú-, tenga la función ceremonial, equivalente a un cetro europeo, que nos parece la aproximación más razonable. Porque es curioso haber escuchado in situ atribuir al macho el acarreo en su dorso de los renacuajos -“como en un panal”. Y no es cierto, es la hembra quien los transporta después de que los huevos hayan sido fertilizados por el macho. ¿A qué puede deberse este desconcierto? Quizá estamos ante una noción moderna, no tradicional, producto de que en sus primos lejanos, las ranas parteras (midwife toad, Alytes spp), efectivamente el macho es el cargador. Repito, quizá, pues todavía no hemos investigado el tortuoso camino que supondría exportar esa (falsa) creencia desde Europa hasta el Amazonas.
Ilustración: Una sapa, es fecundada por un sapo mucho más pequeño. Una matrona europea despioja a un varón con ayuda de un mico –o mica. Un bebé nada en el espacio sidéreo ¿añorando cuando flotaba en el líquido amniótico?

Postales:
La jodienda no tiene enmienda
Entre brujas, katanas y conquistadoras
Para no confundir vaginas con penes y viceversa
Si detestan el patriarcado, partenogénesis

Más artículos del autor

Síguenos en redes sociales… Mastodon: @LQSomos@nobigtech.es Diaspora*: lqsomos@wk3.org Telegram: LoQueSomosWeb Twitter: @LQSomos Facebook: LoQueSomos Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar