Vari@s autor@s. LQSomos. Abril 2016

poesia140

Contra Fidel, ni en la pelota
Comandante Camilo Cienfuegos Gorriarán (1959)

Lánzanos tu estrai o bola,
conocemos el picheo
genocida del bloqueo
integral que nos inmola.

Nuestra bandera tremola
con muchos, ya es viva voz.

No nos confundas con los
cubanos de una pelota;

nuestro pueblo sin derrota,
duerme y ronca con sus dos.

La Habana, 4 de marzo de 2016
VÍctor Hugo Parés Lores

.-.-.-.-.-.

Las cachaperas

Tocar la amante del poeta debe ser
castigado con la castración. La snob
debe ser convertida en escafandra,
en gárgola, en gorgona, en piérides,

(en la esposa de Lot en los espejos:
en falo, en vulva). Es Hésperis de lluvia.
Quién toca la amante del aëda debe
padecer el sida de Mirra, debe padecer

la sífilis de Biblis, la noche del Érebo.
Todo es oscuro como un ataúd de lata que
se descompone en los ojos de Pan de

de las muñecas. Las gorgonas cachapean con las furias.
Las musas se revuelcan con Orfeo.
¡Baco, indigno, trafica el amor con las lesbianas!

Puerto Rico.

Yván Silén
.-.-.-.-.-.

El Doblón

De pie, de noche, fumando un cigarrillo
de calle como en puerto, con viento Norte
estamos de pie, de noche, y entonces llega un tipo
tres cuartos gris, cuero falso:
«¿Tienes…?» —cara enjuta, castigada
y sigue la frase hasta el momento bolsa—-
así que digo «tengo» con mi acento que es el suyo,
nos hemos caído bien, pero no le doy mi única moneda
porque nos hayamos caído bien.

«¡Un doblón!», grita, como salido de La isla del tesoro,
¿quién te iba a decir que al cabo de los cabos
parecerías salido de La isla del tesoro?
y le falta poco para llamarme John con la gratitud sarcástica de un camarada.

Mi doblón es, por supuesto, casi toda mi fortuna
y el casi sobrante mi casaca, chupa vieja, perdido algún remache
que hace tripulación con su tres cuartos
con nuestra cara, nuestro acento, nuestra edad,
seguro que crecimos desde los mismos libros,
no tengo yo, de espalda al viento Norte, duda alguna
y no la tiene él cuando la obsequia
en calle como puerto
con un asentimiento de otra vida.

Le estrecho la mano y sus ojos se humedecen,
¿qué hace falta para que los ojos de un hombre se humedezcan
sólo porque un desconocido se despide?
Maldito el mundo y sus preguntas retóricas.

Jesús Gómez Gutiérrez

.-.-.-.-.-.

Sueño tú mar

Quiero tenerte sin dominarte,
como la hoja que acuna el viento.
Quiero tenerte sin retenerte,
como la ola que va a la orilla y vuelve al mar.
Quiero mirarte y cautivarte, con el lenguaje de las pupilas,
con las palabras misteriosas del silencio jamás escrito.
Quiero decirle al mundo, que nada tuyo me pertenece,
pues nuestro amor se ha liberado de las cadenas de la razón.
Quiero quererte sin obsesión.
Con la frescura de las palabras,
Con la impaciencia de la pasión.
Soy el barco que navega por los mares de tu alma…
que ha encallado entre tus brazos y en la ternura de tus palabras.

Benjamín Lajo Cosido

.-.-.-.-.-.

El delito

Hasta mover los labios va a ser delito,
hasta morirse de hambre,
hasta dormir a la intemperie,
hasta quejarse.
Va a ser delito amarse con andrajos,
reírse sin motivo,
enloquecer a todo trapo.
Va ser delito respirar aire limpio cuando todo está podrido,
señalar los lutos de los están vivos,
arrimarse a banderas, a templos, a fronteras
que no sean las correctas,
arrancarse con rabia la pena de vivir este tiempo lento de utopías
lento,
lento,
lento.
Va a ser delito ponerse
de pie en un mundo que encarcela
los gestos, las palabras, las ideas, las quejas.
En nombre de la libertad
la justicia fabrica cadenas
para ti, para mí,
para los que nos negamos a vivir
entre el bostezo y la indiferencia.

Silvia Delgado Fuentes
.-.-.-.-.-.

El bobón sopalindo

Al bobón se le apareció la madre dios
Yendo al mercado cual bobo de baba
Montado en su Asno sesudo y callado
Cuando unas aldeanas le preguntaron
¿Qué haces bobón?
¿Qué haces malhadado?
El respondió: Señoras, bobeo
Escribo lo que me deben
Y borro lo que debo.

Sepan ustedes buenas señoras
Que sí se hizo la miel
Para la boca del Asno.

Daniel de Culla
.-.-.-.-.-.

Y tenemos más:

– Desordenados poemas

– Poemas, desorden, en

En desorden, poemas

Desorden en poemas

Poemas en desorden

– Batiburrillos anteriores, clic aquí

http://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2014/05/poesia140.jpghttp://www.loquesomos.org/wp-content/uploads/2014/05/poesia140-300x300.jpgLQSomosDaniel de CullaJesús Gómez GutiérrezMÁS AUTORESPoesíaSilvia Delgado FuentesYván SilénBatiburrilo,estrofa,poema,Poesía,VersoVari@s autor@s. LQSomos. Abril 2016 Contra Fidel, ni en la pelota Comandante Camilo Cienfuegos Gorriarán (1959) Lánzanos tu estrai o bola, conocemos el picheo genocida del bloqueo integral que nos inmola. Nuestra bandera tremola con muchos, ya es viva voz. No nos confundas con los cubanos de una pelota; nuestro pueblo sin derrota, duerme y ronca con sus dos. La Habana, 4...Cultura Libre, Comunicación Libre