Etiopía: una oportunidad para la paz

Por Selodi Gasan Adie. LQSomos.

El Gobierno de Etiopía y las fuerzas de la región norteña de Tigré (Trigay), han acordado el fin de las hostilidades, según informó el alto representante de la Unión Africana (UA) para el Cuerno de África, el expresidente nigeriano Olusegun Obasanjo. El conflicto que se inició hace dos años deja miles de muertos, millones de desplazados y a miles en condición de hambruna

El gobierno de Etiopía y las fuerzas de Tigré acuerdan un alto el fuego

El Gobierno nacional etíope y el Frente de Liberación del Pueblo de Tigré (TPLF), que por años ha gobernado la región, firmaron el miércoles 2 de noviembre un cese permanente de los enfrentamientos armados, este pacto fue alcanzado luego de que el Gobierno nacional y los rebeldes reanudaran las conversaciones de paz el pasado 24 de octubre. La guerra empezó el 4 de noviembre de 2020, cuando Abiy ordenó una ofensiva contra el FPLT en respuesta a un ataque a una base militar federal y tras una escalada de tensiones políticas.

«Las dos partes en el conflicto etíope acordaron formalmente el cese de las hostilidades, así como el desarme sistemático, ordenado, fluido y coordinado», anunció Olusegun Obasanjo, jefe del equipo de mediación de la Unión Africana.

“El nivel de destrucción es masivo. Agradecemos a nuestros hermanos del otro lado por dejar atrás este período. El pueblo de Etiopía exige paz y armonía, desea desarrollo”, afirmó el viceministro etíope.

“Ahora hemos firmado un acuerdo. Dejaremos atrás el pasado. Lograr la paz ha resultado difícil. Cientos de miles han muerto”, apuntó, por su parte, Getachew, quien manifestó su esperanza de que “ambas partes respeten este acuerdo”.

En una entrevista con medios estatales chinos publicada el lunes, Abiy Ahmed expresó su esperanza de lograr la paz, sin hacer ninguna referencia directa a las conversaciones en Pretoria.

Sin embargo, el alto representante de la Unión Africana, Olusegun Obasanjo, destacó que aún queda un camino por recorrer antes de que el compromiso sea implementado de forma plena.
«Este momento no es el final del proceso de paz”, explicó Obasanjo, ya que el pacto también incluye «el restablecimiento de la ley y el orden, la restitución de los servicios, el acceso sin trabas a los suministros humanitarios, la protección de los civiles, especialmente las mujeres, los niños y otros grupos vulnerables».
El líder africano indicó que lo pactado este miércoles será supervisado y monitoreado por un panel de alto nivel de la Unión Africana.

En el conflicto también participaron tropas de la vecina Eritrea, así como fuerzas de otras regiones etíopes, que se posesionaron del lado del Ejército etíope.

Abusos a los Derechos Humanos y tsunami de hambruna

Durante estas últimas conversaciones de paz, los combates continuaron en Tigré, donde las fuerzas federales etíopes y sus aliados, incluidos los eritreos y las fuerzas de la vecina región de Amhara, han estado avanzando desde mediados de octubre. Apoyados por la artillería y los bombardeos aéreos, lograron tomar varias ciudades importantes de la región del norte.

Tigré lleva más de un año sin electricidad, telecomunicaciones y servicios bancarios. Los combates también han interrumpido la mayor parte de los envíos de ayuda humanitaria.

Sin embargo, la situación es difícil de determinar con precisión. La prensa no tiene acceso a la región y las comunicaciones son irregulares, lo que hace imposible una verificación independiente y hace temer una crisis humanitaria de proporciones inmensas. Tras el acuerdo de cese de hostilidades de este miércoles, no se pudo averiguar si las armas habían sido depositadas.

El número de víctimas del conflicto se desconoce. Pero lo que se sabe es que la guerra fue marcada por innumerables abusos. El International Crisis Group y Amnistía Internacional la describen como una de las «más mortíferas del mundo».


«Todas las partes han sido responsables de graves violaciones, incluidos crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad», dijo Amnistía Internacional, citando «ejecuciones sumarias» y «violencia sexual».
La ONU afirma por su parte que la guerra ha provocado una catástrofe humanitaria en el norte del país, desplazando a más de dos millones de personas y sumiendo a cientos de miles en condiciones de hambruna.

Un breve repaso a los inicios de conflicto…

Nos remontamos a la última década del pasado siglo. En 1991, Mengistu Haile Mariam llevaba casi 20 años gobernando Etiopía a su libre antojo y capricho, cuando las fuerzas rebeldes lideradas por el TPLF, de ideología marxista, entraron en la capital etíope, Addis Abeba, para derrocarlo.

Mengistu Haile Mariam fue juzgado en 2006 por el genocidio de millones de etíopes, pero consiguió escapar de la justicia refugiándose en Zimbabue, donde todavía vive.
El líder del TPLF era Meles Zenawi, quien permaneció en el poder hasta su muerte en 2012 y marcó fuertemente la historia política nacional, en particular por hacer frente a la guerra contra Eritrea de 1998 a 2000.

En 2018, la elección de Abiy Ahmed, miembro del pueblo Oromo e impulsor de la paz con Eritrea, lo que le valdrá el Premio Nobel de la Paz, fue mal recibida por el TPLF. Rápidamente las tensiones entre el partido y el nuevo primer ministro aparecieron y desde entonces, no pararon de aumentar, Abiy Ahmed, quería gobernar solo y ha apartó del poder a cualquier miembro del TPLF.
En noviembre del 2020 el ejército etíope lanzaba una ofensiva sin precedentes contra el territorio de Tigré, bajo acusaciones no confirmadas del ataque TPLF, a una base militar, y con la excusa de haber realizado elecciones unos meses antes, en septiembre, pese a la prohibición de Addís Abeba.

Todo justo a los dos años después de la llegada de Ahmed al poder, en sus intentos de centralizar el país, rompiendo el equilibrio que, hasta el momento, existía con la fórmula del federalismo democrático, poniendo así en dificultad el desarrollo de un país multiétnico que sobrepasa los 100 millones de habitantes… El desastre humanitario estaba servido.

• Con información de AFP, France 24, Reuters, EFE, RT.
Tigré-Tigray en LoQueSomos

Otras notas de la autora

Síguenos en redes sociales… Mastodon: @LQSomos@nobigtech.es Diaspora*: lqsomos@wk3.org Telegram: LoQueSomosWeb Twitter: @LQSomos Facebook: LoQueSomos Instagram: LoQueSomos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar