Si les quieres escribir

Lilith Rojo*. LQS. Junio 2020

Has pensado alguna vez en la angustia, el miedo, la tristeza, la rabia, la soledad, la incomprensión, la perplejidad, el dolor de muchas de las personas que fueron detenidas, torturadas y llevadas a la cárcel

Me gustaría compartir con todos vosotros la iniciativa que este mes lleva a cabo la Mesa de Catalunya d’Entitats Memorialistes pidiendo que escribamos una carta a aquellos familiares o a las personas anónimas o conocidas, que pasaron por las prisiones y los campos del fascismo español e internacional. Una carta desde el futuro explicando aquello que nos salga del corazón, como si ellos pudieran leerla en nuestro pasado, su presente. Una declaración de amor, política, de justicia a aquellas víctimas que serán asesinadas por las balas o por el hambre y la enfermedad, privadas de libertad, una misiva de aliento para las que sobrevivirán. Os invito a que participéis enviando vuestras cartas a mesacatalunya@gmail.com Os animo a que lo hagáis en sus lenguas maternas.

Esta es mi carta:

Queridos Manuel, José y Pedro, no me conocéis y os sorprenderá mucho lo que os voy a contar, soy tu nieta, Manuel, tu bisnieta, José, y Pedro, soy tu sobrina nieta, la hija de Inocencia y la nieta de Anita. Ahora ya sabéis que acabaréis siendo familia. Os parecerá increíble pero os escribo desde el 2020, así que no hagáis caso cuando os digan que con el cambio de siglo desaparecerá el mundo. Sé que estáis pasando unos días terribles y oscuros como si con la miserable guerra provocada por los fascistas no hubierais tenido bastante. Así que quiero daros una buena noticia para acabar con vuestra incertidumbre, saldréis de esta, unos antes que otros, marcados, pero vivos. No tengáis miedo por los vuestros, que moverán cielo y tierra, se quitarán el pan de la boca por vosotros y no os dejarán solos.

Deciros que no me importa si lo que os desvelo en esta carta cambia vuestro futuro y el nuestro, si vuestra carga genética, que tanto peso tiene en mí, no llega a transmitirse, lo daré por bueno si eso significa que ha sido posible el mundo que perseguimos.

Manuel, soy la hija de Victoriano, tu hijo, él te venerará toda la vida. Me pasaré los días discutiendo con él, pero sin acritud ninguna, esta frase la reconocerás de aquí a unos años. Pero también me reiré mucho con él, pues heredará tu sentido del humor un tanto surrealista y tengo que decirte que me llena de orgullo y satisfacción, frase que también será tristemente muy escuchada, haberlo heredado también. No voy a engañarte, todavía te queda mucho que pasar, serás un esclavo del franquismo y trabajarás a golpe de fusil para reconstruir esa nueva España a la que tanta muerte le queda por sembrar aún. Será duro, pero saldrás adelante. Tu hermano Antonio y tu sobrino Juan Ángel serán detenidos pero también saldrán de la prisión. Los valientes hijos de Antonio están en los campos de concentración franceses pero como decís vosotros: ésta se la saltarán. Antonio será esclavo como tú, pero de los nazis, y Francisco luchará en la Resistencia contra Hitler y los colaboracionistas, porque os tengo que decir que habrá una segunda guerra mundial. No temáis, la guerra no llegará hasta vosotros porque España se declarará fascistamente neutral. Tampoco os alegréis porque aunque se derrotará al fascismo nadie vendrá a rescatar a la República de la podredumbre franquista. De aquí a unos años tu hijo Manuel será apresado por la Guardia Civil por comunista, también tu sobrino Faustino, tu nieto, José, pero no sufráis, también saldrán de prisión, tan rojos como entraron. Solo nos veremos una vez en la vida y yo seré muy pequeña, así que me apena mucho no haber podido oír de tus labios las miserias que pasarás, las pérdidas que vivirás y guardar todo ello como un tesoro en un baúl que jamás se cerrará con llave.

Para tu hijo Victoriano el peor insulto del mundo era fascista, cuando se lo decía se subía por las paredes. Él ya no está y se ha ahorrado ver el nacimiento de VOX, un nuevo partido más franquista que Franco, si a los del PP, partido que fundarán los del régimen franquista, los llamaba fascistas y no los pedía ni ver, imagínate a estos, se moriría de nuevo. Tengo sus cenizas lejos de la televisión para que no se cabree. Bueno, lo de la televisión será un invento que servirá para atontarnos, ya la veréis, una pantalla de luz que con el tiempo todo el mundo tendrá en su casa y por la que vemos y oímos lo que le da la gana a los que siempre han mandado. ¿Y por qué la veo? pues lo hago poco y porque hay que conocer al enemigo.

José, no sé por dónde empezar, y que no se cele Manuel, pero por ti, a pesar de que no te podré conocer, tengo una devoción especial, que me ha transmitido mi madre a la que hiciste de padre. Sé que eres un hombre bueno e íntegro, guiado por el sentido común y tus nobles sentimientos y no por el que dirán. Hace 10 años dejaste que tu hija volviera a casa embarazada tras dejar a un marido que no era bueno para ella, como tú dijiste tus hijas no habían nacido para que nadie las maltratara. Tus dos nietos, José, el hijo de tu hija fallecida Carmen, e Inocencia, saldrán adelante trabajando muy duro y lo harán lejos de la que fue su casa. Te alegrará saber que tu nieta ha sido una persona generosa y entregada, como tú, y dice que también tengo muchas cosas tuyas, empezando por mi nombre, que fue en tu memoria. De pequeña me encantaban las historias que me contaba mi abuela sobre cómo buscabas el agua para hacer los pozos, de cómo pronosticabas el tiempo y como aconsejabas a los vecinos. También las historias que hoy me cuenta mi madre, como la de cuando te salvará de las arenas movedizas, historias tiernas, divertidas, tristes. No tengas pena, tu pequeña Inocencia cuidará de ti desde tu salida de la prisión hasta el final de tus días con un amor que no morirá nunca.

Que decir de ti, tito Pedro, con perdón de Manuel, has sido para mí mi único abuelo, me querrás sin condiciones y yo a ti. Serás un abuelo tierno y paciente al que veré los veranos y algunas navidades y siempre tendrás una sonrisa de oreja a oreja para mí. Te dejarás acariciar tu pelo tan corto, blanco y suave hasta el aburrimiento. Me harás temblar con tu risa sentada sobre tus rodillas mirándome con tus azulísimos ojos. Me enseñarás a dar de comer a los pavos pequeños a pesar del miedo que me darán, me harás capacitos de pleita para ir a comprar con mi abuela, me llevarás a la Fuentecilla con mi cántaro en miniatura a por el agua más buena que beberé nunca, me mandarás a comprar tabaco negro aunque tus pulmones estarán muy castigados desde tu paso por prisión. Pero nunca me contarás nada de la guerra, ni de la cárcel, de eso me enteraré años después de tu muerte. Si hubiera podido disfrutar de tí más tiempo hubieras podido explicarme cómo fue tu vida de soldado y de prisionero y seguramente ese compartir nos hubiera hecho querernos más todavía.

Esto va para los tres, siento deciros que las cosas por el 2020 no van bien porque el fascismo sigue paseándose por nuestras calles, robándonos hasta las palabras, con total impunidad. Me gustaría deciros que fuimos dignos herederos de vuestra conciencia y que trabajamos duramente para conseguir un mundo más justo, pero la verdad es que nos mecimos complacidos en el sueño capitalista y ahora sus perros nos muerden los derechos y libertades, seguimos siendo víctimas de sus crisis y los primeros en pagarlas. Tengo que daros una noticia que os sorprenderá, tenemos rey, un Borbón claro, bueno, de hecho tenemos 2 reyes y a los dos les sufragamos su monárquica vida. No quiero deprimiros. Me gustaría poder deciros que al final de la dictadura, que por cierto durará 4 décadas, recuperamos la República, castigamos a los criminales del régimen fascista, sacamos a los muertos de las cunetas, llenamos los pueblos de monolitos en honor de los que lucharon por la legalidad republicana y reparamos a todas las víctimas. Pero la realidad es que Franco se morirá en su cama, que los partidos nos venderán como democracia lo que ha resultado ser solo un sucedáneo. El partido socialista ganará unas elecciones y lloraréis de emoción y se quedará en el poder bastantes años, seguro que os alegra mucho la noticia, pero a la larga será una gran decepción porque la serpiente solo mudará la piel y todos los vicios, corrupciones y tics represivos de la dictadura pervivirán. En este tiempo también tenemos lo nuestro, a otra escala, la “democrática”. Hay gente detenida, torturada, en prisión, multada y censurada. Sigue teniendo poder la Iglesia, los caciques, los oligarcas, el ejército y los hijos de los hijos de los que os están represaliando. Los terratenientes no se han ido y no habrá reforma agraria en vuestra Andalucía.

No quiero acabar mi carta sin deciros que también viviréis momentos felices, que os reencontraréis con vuestras familias, que el hambre pasará, que volveréis a respirar el aire limpio de vuestro pueblo, que os dará el sol en vuestra cara, y esto va sin segundas, que tendréis un buen techo y que os permitiréis soñar. Y si os sirve de consuelo deciros que soy antifascista hasta el tuétano y que eso es así gracias a vosotros.

Yo no os he olvidado, ni tampoco vuestro sufrimiento, lucho por vuestra memoria y he solicitado la justicia que os niega el Reino de España a la República Argentina, porque existe algo llamado Justicia Universal para defender a las víctimas de los crímenes de lesa humanidad como vosotros, ya que todo el daño que os han hecho no tiene fecha de caducidad. Espero poder escribiros otra carta para deciros que por fin habéis recibido justicia todos los que os encontráis detrás de esos barrotes.

Me despido con miles de besos y abrazos, que quiero compartáis con todos vuestros compañeros, orgullo de los míos, que trabajan por vuestra verdad, por la justicia que os merecéis y por la reparación que os debemos.

Súmate a la iniciativa y si les quieres escribir: mesacatalunya@gmail.com

Más artículos de la autora
* LQSomos en Red

Síguenos en Facebook: LoQueSomos Twitter@LQSomos Telegram: LoQueSomosWeb Instagram: LoQueSomos

Deja un comentario

Nos obligan a molestarte con las "galletitas informáticas". Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar